Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los comediantes mexicanos dejan el doble sentido para reírse de sí mismos

Los comediantes ‘Stand Up’, aquellos que hacen monólogos, han conquistado el país con las redes sociales

Los comediantes mexicanos explican su vida en los escenarios.

Polo Polo, uno de los comediantes más populares en la historia de México, ofrece su última gira en el país, pero ya no es capaz de convocar a mucha gente. Mientras tanto, Franco Escamilla, un humorista de stand up, logra llenar varias funciones en auditorios de hasta 10.000 personas. Esto no es culpa de Leopoldo García, el rey del albur y los chistes con connotaciones sexuales, sino del inicio de una nueva era de la comedia en el país que ha sido impulsada, en gran parte, por las redes sociales.

Los stand up, aquellos monólogos humorísticos inspirados en la comedia de Estados Unidos, no son nuevos en México. En los noventa fue muy popular el programa de televisión Otro Rollo de Adal Ramones, el cual fue inspirado en los talk shows de David Letterman y Dennis Miller. Ulises Mendoza, dueño del bar de stand up Beer Hall, afirma que en lo últimos seis años este humor ha crecido exponencialmente y ganado espacios que antes eran reservados para los “cuenta chistes” tradicionales o espectáculos de música en vivo.

La cadena de televisión Comedy Central, encargada de lanzar carreras como la de Jon Stewart, Amy Schumer y Daniel Tosh, se convirtió en el pionero del stand up en México. Además de transmitir las rutinas de nuevos comediantes, el canal se dedicó a buscar y formar nuevos talentos. “Las nuevas generaciones se están casando con el stand up”, afirma Mendoza quien ha trabajado con Comedy Central y es uno de los pioneros en ofrecer espacios especiales para estos monólogos.

Las redes sociales y Netflix son otro de los factores que han servido para crear esta nueva tendencia. En ocasiones es complicado y costoso ver un show en vivo, pero muchos comediantes pueden ser vistos ahora con facilidad en Internet y sus chistes se viralizan en las redes sociales. Jesús Gallardo, uno de los agentes de Casa Comedy, quienes representan a comediantes como Sofía Niño de Rivera y Carlos Ballarta, afirma que el país está entrando a una nueva era de comedia. El nuevo formato permite contar historias de temas cotidianos o tabú que sirven para enfrentar la realidad, algo que no pasaba con la vieja comedia.

¿Qué es un standupero?

“Un standupero es el que dice pendejadas”, afirma el comediante Alex Fernández. Pero más allá de contar cosas graciosas, debe ser creativo y estar a la altura de un público exigente. “En la vieja escuela pueden subir 10 comediantes a contar los mismos chistes y acá (en los stand up) todos tienen historias diferentes”, señala Ulises Mendoza.

A pesar del reciente auge, todavía no es sencillo ser comediante en el país. Los standuperos se quejan de que no existen muchos lugares con instalaciones adecuadas para presentarse y las personas tienden a emborracharse e interrumpir los monólogos. “En México la gente todavía no sabe que si se portan mal en un show de comedia los van a sacar”, comenta Sofía Niño de Rivera.

México no es el único país donde los stand ups han roto paradigmas. En lugares como Colombia y Costa Rica tienen más adoptada esta tradición estadounidense. La expansión ha alcanzado a casi cualquier país con una cultura de Internet madura, lo que hace de la comedia un lenguaje cada vez más global.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información