Maduro amenaza con disolver al Parlamento venezolano

El presidente ha prometido estudiar la propuesta que plantea, mediante una enmienda a la Constitución, cesar a los diputados

Nicolás Maduro en un mitín contra la Ley de Amnistía.Foto: atlas | Vídeo: REUTERS

Al finalizar el acto chavista en rechazo a la aprobación de la Ley de Amnistía y Reconciliación —un texto que, si el Ejecutivo refrenda, excarcelaría a los presos políticos del régimen de Venezuela— el presidente Nicolás Maduro anunció que consideraría la posibilidad de reducir a dos meses el período de los diputados del Parlamento, de mayoría opositora, presentando una enmienda a la Constitución.

Fue la guinda a un jueves movido en Venezuela. En la mañana había reaparecido la violencia política en el centro de Caracas, cuando militantes del partido opositor Primero Justicia intentaron gestionar por tercera vez ante el Consejo Nacional Electoral la organización de un referéndum revocatorio del mandato del sucesor de Hugo Chávez. Periodistas apaleados y robados, heridos leves y golpes generalizados en las afueras del organismo comicial venezolano. El preámbulo de un discurso encendido, que trató de evocar sin éxito al más vulgar Hugo Chávez, y en el que cada quien se llevó su ración de improperios. “Racista, colonialista, basura corrupta, a Venezuela se respeta”, espetó, por ejemplo, contra Mariano Rajoy, presidente del gobierno español en funciones.

El gobierno chavista ha intentado limitar las funciones legislativas del Parlamento con una serie de controvertidas iniciativas

Maduro repitió expresiones soeces a lo largo de su intervención en la que pidió a la burocracia oficial conseguir 10 millones de firmas en apoyo al rechazo que el gobierno ha manifestado. Ya hacia el final anunció que oficiaría a la Tribunal Supremo de Justicia para que declare inconstitucional la Ley de Amnistía y Reconciliación. Son muy altas las posibilidades de un fallo que le favorezca porque la sala que decidirá la petición está controlada por el gobierno. Se trata de un nuevo conflicto de poderes en el cual la oposición siempre lleva las de perder.

Pero la sorpresa sin duda ha sido el anuncio de un inminente cese del Parlamento. Se trata de una propuesta del abogado Herman Escarrá, quien tiene un historial de idas y venidas entre el chavismo y la oposición. “Los diputados de oposición se plantearon reducir el período constitucional del presidente Maduro, pero ellos no saben que él también puede presentar una enmienda sin pasar por la aprobación de la Asamblea Nacional”, razonó.

En los últimos días el gobierno chavista ha intentado limitar las funciones legislativas del Parlamento con una serie de controvertidas iniciativas. El 4 de abril el Consejo Nacional Electoral (CNE), por ejemplo, envió una comunicación al Parlamento en la que notificó que solo ellos tienen la iniciativa en leyes electorales de acuerdo con su interpretación del numeral sexto del artículo 204 de la Constitución. El CNE le advirtió a la Asamblea que el proyecto de Ley Orgánica de Referendo, con el cual la oposición pretende agilizar la elección que supondría el fin del gobierno de Maduro, está siendo tramitado al margen de la Carta Magna. Otros abogados consideran que ese derecho reconocido al Poder Electoral no supone castrar la iniciativa del Parlamento en esa área. Interpretaciones tan disímiles de las leyes son posibles porque el contrato social que rige a los venezolanos es de suyo gaseoso. Mientras tanto la escasez de medicinas y alimentos básicos se profundiza.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS