Menos recursos para el INE y el Poder Judicial, así comenzará la discusión del Presupuesto de Egresos 2023

El dictamen de la Comisión de la Cámara de Diputados, cuyo debate comienza este lunes, plantea un recorte de 4.475 millones de pesos al árbitro electoral para el próximo año

Legisladores durante una sesión donde aprobaron la Ley de Ingresos del presupuesto para el año 2023.
Legisladores durante una sesión donde aprobaron la Ley de Ingresos del presupuesto para el año 2023.GALO CAÑAS (CUARTOSCURO)

La discusión de los presupuestos para 2023 arrancará con un nuevo golpe contra los órganos autónomos en México. El dictamen del Presupuesto de Egresos para el próximo año, cuyo debate inicia este lunes en la Cámara de Diputados, plantea castigar al Instituto Nacional Electoral (INE) con una reducción de 4.475 millones de pesos respecto a los recursos que el propio instituto solicitó. El documento, al que tuvo acceso EL PAÍS, contempla un recorte total de 6.437 millones de pesos para los ramos autónomos, entre los que se encuentran, además del INE, el Poder Legislativo, el Poder Judicial y otras entidades autónomas como la Auditoría Superior de la Federación, la Comisión Federal de Competencia, entre otras. Los legisladores comenzarán la tarde de este lunes el debate sobre el documento con miras a que pase al Pleno de la Cámara de Diputados a finales de esta semana. El gasto total previsto en el dictamen asciende a 8,3 billones de pesos, en línea con la iniciativa del Ejecutivo federal.

En plena polémica sobre la iniciativa de reforma electoral que busca echar a andar el presidente, Andrés Manuel López Obrador, al INE planean quitarle un 18% del presupuesto que pidió y que rebasaba los 24.696 millones de pesos para 2023. De aprobarse la propuesta de dictamen, el árbitro electoral contaría solo con 20.221 millones de pesos el siguiente año. En su exposición de motivos, el INE señaló que requiere, al menos, de 14.437 millones de pesos para efectuar las tareas que le son encomendadas, sin embargo, en el dictamen los diputados señalan que “no es factible advertir la necesidad que tiene dicho Instituto de obtener los recursos solicitados”. Los rubros donde se recortan recursos para el INE son consulta popular, fortalecimiento de evaluación administrativa y acceso a la información y protección de datos personales. “Esta Comisión deja claro que las modificaciones al proyecto de presupuesto del INE tienen como finalidad llevar a cabo una redistribución de recursos, con el fin de atender de la mejor manera todos los programas presupuestarios”, argumentaron los legisladores en el dictamen.

El Poder Judicial también se ubica entre los más castigados por los recortes hacia 2023. Con respecto a la propuesta inicial, solicitó 79.969 millones de pesos y se le otorgarán 78.544 millones de pesos, lo que supone una disminución de 1.425 millones de pesos. Al Consejo de la Judicatura Federal (CJF), el dictamen, le quita 1.286 millones de pesos, para que su presupuesto del próximo año quede en 69.933 millones y para el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) se prevé un recorte de 35,2 millones de pesos, por lo que contaría con 2.980 millones de pesos en 2023.

A la Auditoría Superior de la Federación se le quitan 122 millones de pesos y su gasto para el próximo año quedará en 2.693 millones de pesos. Para la Comisión Federal de Competencia Económica se contempla un recorte de 33 millones de pesos menos, respecto a los recursos que solicitó. En el mismo caso, la Secretaría de Hacienda le había asignado al Instituto Nacional de Transparencia, poco más de mil millones de pesos, sin embargo, los legisladores planean recortarle 18,6 millones de pesos, mientras que la disminución presupuestaria prevista al Instituto Federal de Telecomunicaciones sería similar, de casi 18 millones de pesos.

Los órganos autónomos que no sufrieron recortes fueron la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), dirigida por Rosario Piedra Ibarra, que ha pedido un presupuesto para el próximo año de 1.798 millones de pesos, y la Fiscalía de la República (FGR), dirigida por Alejandro Gertz Manero, con 18.954.1 millones de pesos.

Los ajustes previstos en el dictamen del presupuesto se prevé que se redistribuyan en programas sociales. La Secretaría del Bienestar ha aumentado su presupuesto de 408.290 millones de pesos a 414.632 millones de pesos. En el desglose, se beneficiarían los programas de pensiones para adultos mayores y para personas con discapacidad permanente, mientras que la Secretaría de Gobernación tendría 47 millones de pesos más para rebasar los 7.868 millones de pesos. La mayoría de estos recursos se destinarán a programas para prevenir y atender la violencia contra las mujeres.

Desde que comenzó el Gobierno de López Obrador, los recortes a los órganos autónomos han sido recurrentes. El presidente López Obrador no ha ocultado su rechazo a los organismos que están fuera del paraguas de la Administración federal, por el contrario, frecuentes son las críticas sobre los salarios, prestaciones y altos costos operativos de dichas instituciones. El año pasado, los legisladores aprobaron un recorte de 5.000 millones de pesos al INE y otros millones más para el Poder Judicial. Ahora, habrá que ver si en plena pugna por la reforma electoral se consuma un nuevo golpe presupuestal contra el árbitro electoral y demás ramos autónomos.

Suscríbase aquí a la newsletter de EL PAÍS México y reciba todas las claves informativas de la actualidad de este país

Suscríbete para seguir leyendo

Lee sin límites

Sobre la firma

Karina Suárez

Es corresponsal de EL PAÍS en América, principalmente en temas de economía y sociedad. Antes trabajó en Grupo Reforma. Es licenciada en Ciencias de la Comunicación por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y Máster de periodismo de EL PAÍS.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS