caso odebrecht

El ‘rey del acero’ Alonso Ancira sale de prisión tras acordar el pago de 216 millones de dólares a Pemex

El empresario ha abandonado el Reclusorio Norte después de que un juez federal suspendiera el proceso en su contra por lavado de dinero

El empresario mexicano Alonso Ancira a su salida del Reclusorio Norte, este lunes en Ciudad de México.
El empresario mexicano Alonso Ancira a su salida del Reclusorio Norte, este lunes en Ciudad de México.Mario Guzmán / EFE

El ‘rey del acero’ en México, Alonso Ancira, ha recuperado su libertad. Un juez federal ha suspendido el proceso en su contra por lavado de dinero después de que Pemex aceptara la oferta del dueño de Altos Hornos (AHMSA) de pagar 216,6 millones de dólares para reparar el daño por el sobreprecio vinculado a la compra de la planta Agro Nitrogenados, un complejo industrial localizado en Veracruz que el empresario siderúrgico vendió en 2012 a Pemex, con el aval del entonces director de la petrolera, Emilio Lozoya, por un sobreprecio de más de 200 millones de dólares. Portando un traje y con su habitual puro en la mano, el empresario abandonó el Reclusorio Norte a bordo de una camioneta negra alrededor de las 19.30 horas. A su salida se negó a hacer cualquier declaración.

Para volver a ser libre Ancira ha prometido un desembolso millonario. La tarde de este lunes, el llamado ‘rey del acero’ acordó ante el juez José Artemio Zúñiga Mendoza que pagará un total de 216 millones 664.040 dólares a la petrolera estatal. El monto será cubierto en tres exhibiciones, la primera a partir del próximo 30 de noviembre y hasta el 2023, lo que supone un pago promedio de unos 72,2 millones de dólares por año. El juez podrá decretar la extinción de la acción penal hasta que se hayan cumplido todas las obligaciones pactadas en el acuerdo reparatorio, por el contrario, si se incumpliera el acuerdo se continuaría con el procedimiento penal.

Más información

El presidente Andrés Manuel López Obrador ha calificado el acuerdo de reparación de daños entre Pemex y Ancira como un “hecho inédito”. Durante la conferencia matutina de este martes el mandatario celebró el actuar de la Fiscalía en el caso. “Nosotros aquí, desde el principio, sostuvimos que necesitábamos que se devolviera el dinero que eso nos importa mucho, para eso se creó el Instituto para Devolver al Pueblo lo Robado, que todo ese dinero regrese al pueblo”, ha dicho.

López Obrador ha asegurado que los 216 millones de dólares por el caso Agro Nitrogenados serán utilizados para comprar fertilizantes.“La recomendación es que se destine a fertilizantes que se están entregando a campesinos, a productores en Guerrero, Puebla, Tlaxcala, Morelos”.

En febrero pasado, el llamado ‘rey del acero’ mexicano fue vinculado a proceso por las autoridades mexicanas acusado de lavado de dinero. En ese entonces, un magistrado federal resolvió que la Fiscalía General ofreció pruebas necesarias para relacionar al empresario con el pago de un presunto soborno de 3,5 millones de dólares a Emilio Lozoya para que la petrolera le comprara a AHMSA la planta de amoniaco Agro Nitrogenados. El supuesto sobreprecio al que AHMSA vendió a Pemex la planta fue denunciado por la petrolera estatal en marzo de 2019, ya en el Gobierno de López Obrador. En su denuncia ante la Fiscalía, Pemex argumentó que el complejo industrial que adquirieron tenía inactivo más de 14 años y el valor de los activos era realmente de 58 millones de dólares y no de 275 millones de dólares.

La Fiscalía sigue la estela de corrupción que dejaron los sobornos pagados por la constructora brasileña Odebrecht en el país y en el que supuestamente participó activamente Ancira junto con Lozoya, quien ahora también enfrenta cargos por cohecho y lavado de dinero. Ancira fue arrestado en mayo de 2019 en Palma de Mallorca. En noviembre del año pasado, la justicia española confirmó su extradición a México y finalmente llegó a Ciudad de México a principios de febrero pasado.

Las autoridades mexicanas tenían en la mira cuatro transferencias por 3,5 millones de dólares hechas entre junio y noviembre de 2012 desde la empresa de Ancira a Tochos Holding, una sociedad en un paraíso offshore donde el entonces director de la petrolera, Lozoya, presuntamente recibió sobornos para comprar una casa a cambio de favores, entre los que se supone estuvo su injerencia para concretar la compra de Agro Nitrogenados.

El anuncio de la compra de Pemex de esta factoría fue anunciada en el inicio del Gobierno de Peña Nieto como una oportunidad de negocio para reactivar la industria petroquímica en México bajo la rectoría de la petrolera estatal. Ahora, el complejo industrial que permanece inactivo ha quedado eclipsado por la sombra de la corrupción.

Suscríbase aquí a la newsletter de EL PAÍS México y reciba todas las claves informativas de la actualidad de este país

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50