Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Henri Falcón rechaza el resultado que proclama a Maduro y llama a organizar nuevas elecciones

El líder opositor denunció voto asistido y 13.000 'puntos rojos', al lado, o dentro, de los centros electorales

El candidato presidencial venezolano Henri Falcón, este domingo en Barquisimeto. En vídeo, las declaraciones del candidato.

Antes de que la directora del Consejo Nacional Electoral de Venezuela, Tibisay Lucena, emitiera el consabido reporte que iba a dar ganador a Nicolás Maduro en las elecciones presidenciales venezolanas, su rival, Henri Falcón, realizó una comparecencia en la cual dejaba sentado que desconocía los resultados que iban a ser anunciados y exigía la celebración de nuevos comicios.

El pronunciamiento de Falcón fue el corolario de una larga espera, en la cual los periodistas presentes intercambiaban con sorpresa información sobre la magnitud de la abstención de la cita, que sin dudas es la más alta de todas las elecciones presidenciales organizadas en Venezuela en su historia, y que, de acuerdo a reportes extraoficiales filtrados de las propias entrañas del Poder Electoral, llegó al 68%. El Consejo Nacional Electoral reconoce una cifra de participación de 45%.

Los rumores de un presunto pacto de Falcón con Maduro estuvieron circulando de nuevo en la tarde. El anuncio de Falcón produjo una extraña sensación de tranquilidad, que alcanzó a sus detractores. Javier Bertucci, tercer candidato en disputa, también impugnó los procedimientos del chavismo durante la tarde.

“No reconocemos este proceso electoral como válido”, declaró Falcón frente a los medios desde la sede de su comando, instalado en el cuarto piso del Hotel Lido, en Caracas. Fue más allá: “Para nosotros no hubo elecciones, hay que hacer nuevas elecciones en Venezuela. No es un planteamiento, lo que venimos a hacer es un reclamo”.

Falcón fundamentó su actitud impugnadora señalando que, ni las autoridades del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), ni los rectores del Consejo Nacional Electoral, ni los miembros de las Fuerza Armada Nacional Bolivariana cumplieron con su palabra en el llamado Acuerdo de Garantías sellado con su comité de campaña, en el cual las autoridades se comprometían a velar por una campaña equilibrada, sin voto asistido y sin presiones indebidas, que incluyen acarreo de votantes, para el ejercicio del sufragio. Falcón señaló que los responsables aludidos, que no fueron nombrados, –Jorge Rodríguez, Tibisay Lucena, y el Ministro de la Defensa, Vladimir Padrino- incumplieron con su palabra. Claudio Fermín, jefe del Comando de Falcón, dijo que contabilizaron al menos 900 irregularidades.

Falcon dijo que su comando detectó, al menos, 13.000 puntos rojos chavistas, 87% del total de los centros de votación, a escasos metros, e incluso dentro, de los centros electorales, haciendo proselitismo político, y sirviendo de soporte a “un proceso de compra de votos, en donde se juega con las necesidades de la gente en esta crisis”.

Cotejados, ubicados y transportados por el aparato chavista, los votantes escanean el carnet de la patria, para dejar sentado el ejercicio del sufragio y recibir dinero en transferencia a cambio. Falcón se quejó además de los estragos producidos por el voto asistido, que vulnera el secreto del sufragio y tuerce la voluntad popular.

El candidato presidencial cuestionó de nuevo la postura abstencionista que han observado casi todos los partidos opositores, pertenecientes a la MUD, a la cual atribuyó, de forma algo velada, su derrota, y argumentó que los mecanismos “perversos” del gobierno de Maduro, incluyendo sus delitos electorales, podían ser gestados con mayor facilidad en un contexto con pocos votos.

"Mientras más abstención, más posibilidades de control, de manejo absoluto de un Gobierno que está acostumbrado a esto, a la trampa, a la manipulación, la coacción, a la presión, a jugar con la dignidad de nosotros", dijo.

A pesar de las críticas de Falcón, que dan continuidad a agrio debate en el universo de la disidencia democrática venezolana actual sobre la pertinencia del voto, el fin de la jornada de este domingo concluyó con las dos agendas de la oposición confluyendo al unísono sobre Nicolás Maduro, mandatario que sale muy debilitado de esta jornada, incluso ante sus partidarios, en la cual ha quedado electo con apenas 25% del padrón electoral, en medio de cuestionamientos por fraude y con altísima abstención. Maduro colecciona el desconocimiento de casi todas las naciones latinoamericanas y europeas, los Estados Unidos, Canadá, la oposición venezolana, incluyendo al clero, y los dos candidatos que compitieron con en la justa. La circunstancia podría aproximar posiciones entre los sectores opositores en discrepancia, en demanda de elecciones limpias, en los días que se avecinan.

Henri Falcón dijo que continuará su lucha para darle a la crisis venezolana una salida democrática y constitucional, y propuso el mes de Octubre como parámetro para organizar nuevas elecciones presidenciales, de carácter constitucional, bajo el entendido que las actuales ni siquiera fueron tales, y bajo el supuesto tácito de que él sería el de nuevo el candidato de la oposición.

Más información