El Nuevo Liberalismo opta por apoyar a Rodolfo Hernández

El partido invita a votar por el empresario populista. “Hernández representa una emoción de centro que en la coalición no supimos interpretar”, dice Juan Manuel Galán

Juan Manuel Galán, del Nuevo Liberalismo, en un evento de campaña.
Juan Manuel Galán, del Nuevo Liberalismo, en un evento de campaña.JUAN BARRETO (AFP)

Después de días de conversaciones, debates y un proceso de consultas con todos sus miembros y candidatos al Congreso, el Nuevo Liberalismo ha decidido este lunes respaldar a Rodolfo Hernández de cara a la segunda vuelta de las elecciones presidenciales en Colombia, el próximo 19 de junio, en la que se enfrenta a Gustavo Petro. Entre la seguidilla de adhesiones que se han presentado desde la primera vuelta del 29 de mayo, la del Nuevo Liberalismo ha causado sorpresa, pues su ideario en principio lo acercaba más a Petro y algunas de sus candidatas en las legislativas de marzo habían adherido a la coalición de izquierda.

“La razón de ser histórica de nuestro proyecto político ha sido, es y será el combate a la corrupción, el clientelismo y la defensa de las libertades democráticas institucionales”, señaló al hacer el anuncio Juan Manuel Galán. Como líder del partido, Galán había sido el precandidato del Nuevo Liberalismo, que en la primera vuelta respaldó la candidatura de Sergio Fajardo como parte de la ahora disuelta coalición de centro. El bloque dejó en libertad a sus miembros para decidir a cuál de los finalistas respaldar. El propio Fajardo manifestó este lunes que no pensaba votar por Petro, a pesar de que Hernández ya cerró ruidosamente la puerta de un acuerdo, mientras que su fórmula, Luis Gilberto Murillo, fue uno de los primeros en sumarse a la campaña del Pacto Histórico.

“El partido cree que Rodolfo Hernández representa una emoción de centro que, hay que reconocerlo, en la Coalición Centro Esperanza no supimos interpretar”, explicó Galán en su discurso. “Ese centro no quiere el continuismo uribista pero tampoco cree en la propuesta de Gustavo Petro. Ese centro quiere que la lucha contra la corrupción sea una prioridad. Una causa que está en el ADN de nuestro partido y por la cual más de 50 de sus miembros fueron asesinados”, añadió al apelar a la memoria histórica. El Nuevo Liberalismo es el partido del líder político Luis Carlos Galán, asesinado en 1989 en plena campaña presidencial.

“Sin ningún tipo de acuerdo burocrático o contraprestación de ninguna índole”, enfatizó Juan Manuel, el mayor de los hijos de Galán, “el Nuevo Liberalismo ha tomado la decisión de invitar a votar en segunda vuelta por el Ingeniero Rodolfo Hernández”.

Al evento se sumó, por videollamada, el propio Hernández, un empresario de 77 años que no suele salir mucho de su hogar en Bucaramanga, la ciudad que gobernó en su corta experiencia política. “Veo con alegría que cada día se suman más colombianos y colombianas a esta voluntad de cambiar las realidades que viene sufriendo el país”, dijo Hernández, un político difícil de encasillar que ha mantenido un discurso populista y antisistema, con la lucha contra la corrupción –o “acabar la robadera”, como le gusta repetir– como bandera.

Un fallo de la Corte Constitucional revivió el año pasado al Nuevo Liberalismo, una larga batalla de Juan Manuel y su hermano Carlos Fernando, quienes hasta entonces habían hecho su carrera política en otros partidos. Sus dirigentes, encabezados por los hijos de Galán, apostaron por tener candidatos propios en las legislativa de marzo, a pesar de formar parte de la Coalición Centro Esperanza de cara a las presidenciales. En ese entonces, la periodista Mábel Lara fue el apetecido primer renglón de una lista con un fuerte presencia de mujeres que también incluyó a la académica Sandra Borda y la líder social Yolanda Perea, así como al propio Carlos Fernando. La lista al Senado no obtuvo los votos necesarios, aunque el Nuevo Liberalismo sí consiguió elegir a una representante, la exdirectora de Parques Nacionales Julia Miranda.

El pasado martes, la misma jornada en que se conoció la temprana adhesión de Murillo, la propia Mábel Lara, nacida en el Cauca, también anunció que se sumaba a la campaña de Petro y su coterránea Francia Márquez, aún sin conocerse la decisión del Nuevo Liberalismo. “He recibido el llamado de una mujer negra, de región que, como yo, ha dado la lucha de manera democrática en las urnas y me ha invitado a acompañarla. Acojo el llamado de mi amiga Francia Márquez en este importante momento de la historia y le entrego mi voto para hacerlo”, escribió en una carta dirigida a Juan Manuel Galán y al partido. La acompañó Yolanda Perea, y esas señales hacían pensar que el Nuevo Liberalismo podría inclinarse a la coalición de izquierdas. El partido, sin embargo, ha optado por Hernández.

Suscríbase aquí a la newsletter de EL PAÍS sobre Colombia y reciba todas las claves informativas de la actualidad del país.


Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS