Los jubilados del Estado mexicano llegan a un tope en el monto de su pensión en 2022

Más de 1,2 millones de jubilados recibirán su pensión en Unidades de Medida y Actualización (UMA) y no en salarios mínimos, lo que la reduce a la mitad

Jubilados y pensionados del Estado de Veracruz, en una imagen de archivo.
Jubilados y pensionados del Estado de Veracruz, en una imagen de archivo.Rubén Espinosa/Cuartoscuro

A sus 68 años, Juan Vázquez estaba acostumbrado a recibir una pensión de 25.000 pesos (unos 1.350 dólares) al mes tras haber trabajado hasta los 65 años en una dependencia gubernamental. “Yo ganaba cuatro veces el salario mínimo, pero ahora va a bajarme mucho mi pensión, me va a afectar”, refiere en entrevista.

A partir de 2022, los jubilados y pensionados afiliados al Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) recibirán su pensión en Unidades de Medida y Actualización (UMA) en vez de en salario mínimo, como se había hecho hasta ahora. En febrero del año pasado, la segunda sala de la Suprema Corte de Justicia de México determinó que, al igual que los pensionados de empresas afiliados al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), los jubilados del Estado recibirán su pensión en UMA.

El Supremo argumentó que “el salario mínimo pudiera ser incrementado constantemente para recuperar el poder adquisitivo de los trabajadores; ello sin que al mismo tiempo se incrementaran otra serie de conceptos ajenos al salario”. Moisés Pérez Peñaloza, analista de sistemas de pensiones, indica que se trata de un golpe severo para los pensionados del ISSSTE. “Se sube el salario para que haya buenas noticias en cuanto a la recuperación económica del salario y el poder adquisitivo, pero al mismo tiempo los jubilados están rezagados en esta recuperación, si bien, sabemos que es inviable mantenerlos así”, comenta en entrevista.

Mientras que en 2022 el salario mínimo tuvo un incremento de 22% a nivel nacional, mientras que la UMA tendrá un valor de 96,22 pesos el día y de 2.925 pesos mensuales (unos 150 dólares), un aumento de 7,36% respecto a 2021. Esto representa un golpe al bolsillo de los 1,2 millones de jubilados afiliados al ISSSTE hasta fines del año pasado, de acuerdo con cifras de la dependencia. Por ejemplo, Vázquez ahora recibirá 4 veces la Unidad de Medida y Actualización, es decir, unos 11.700 pesos al mes (casi 600 dólares). “Me afecta mucho, porque con mi pensión pago los medicamentos y muchas cosas referentes a mi salud”, refiere el extrabajador.

Esta medida obedece a las dificultades financieras que experimenta el sistema financiero mexicano por el pago de pensiones, una bola de nieve que crece a ritmos acelerados. Todas las dependencias del Estado mexicano están destinando buena parte de sus recursos a estos pagos. El 70% del gasto aprobado para el ISSSTE en 2022 será destinado a cubrir los pagos para las personas mayores, al destinar 278.180 millones de pesos de los 396.948 que le fueron otorgados. En el caso de Petróleos Mexicanos (Pemex) y la Comisión Federal de Electricidad (CFE), se contempla 69.376 millones de pesos para pensiones; mientras que para la CFE serán 48.831 millones de pesos.

Sin embargo, los jubilados pueden apelar la sentencia, aunque no de modo retroactivo. En 2016, se aprobó la reforma que desindexa el salario mínimo a los pagos que se realizan en el Gobierno (como multas y otros cargos). “Aquellos asegurados a los que, con posterioridad a la Reforma Constitucional en materia de desindexación del salario mínimo, ya sea porque así lo determinó el ISSSTE o como consecuencia de una sentencia, se les debe reconocer la existencia de un derecho adquirido y por consecuencia, la jurisprudencia que aquí se sostiene les es inaplicable retroactivamente”, detalla el documento de la Suprema Corte.

Esta apelación no aplica en el caso de Vázquez, quien a partir de este año recibirá un monto menor de pensión, ya que su jubilación se dio posterior a la reforma. “De considerar que el monto máximo de las pensiones debe calcularse con base en el salario mínimo, llevaría a estimar que el monto máximo del salario de cotización también debe determinarse con base en el salario mínimo, lo cual se traduciría, en todo caso, en un incremento a las cuotas y aportaciones de seguridad social a cargo de trabajadores y patrones, lo cual, lejos de favorecer la recuperación del poder adquisitivo del salario mínimo, podría ser en un obstáculo para lograr su incremento”, dijo el Supremo el año pasado.

Para Pérez Peñaloza, se trata de una medida necesaria, pero contradictoria. “Las actualizaciones en UMA tienen un rezago significativo contra el salario mínimo, si bien es más barato, también genera problemas para los pensionados”. Vázquez está buscando la asesoría de un despacho para lograr que el monto de su pensión no se disminuya drásticamente. “Lo estoy viendo con un abogado, hay muchos en la misma situación y estamos inconformes”, comenta.

Este tema fue avalado por el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, quien dijo que esta medida buscaría alternativas para lograr un acuerdo que beneficie a los pensionados del ISSSTE. “Vamos a hacer una propuesta, algo parecido a lo que hicimos con los trabajadores jubilados del Seguro Social con el propósito de garantizar que las jubilaciones sean justas, pero necesitamos tiempo y pasar esta situación de crisis”, dijo el mandatario en marzo del año pasado.

Suscríbase aquí a la newsletter de EL PAÍS México y reciba todas las claves informativas de la actualidad de este país

Sobre la firma

Darinka Rodríguez

Periodista nacida en Iztapalapa, en Ciudad de México. Es licenciada en Comunicación y Periodismo por la Universidad Nacional Autónoma de México (2006-2010). Formó parte del equipo de Verne México desde julio de 2017 y en 2021 se sumó a la redacción de EL PAÍS México. Le apasiona andar en bicicleta.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS