Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Argentina emitirá billetes de hasta 1.000 pesos por la inflación

La suba de precios hace engorrosa las grandes operaciones en efectivo con los actuales papeles de 100 pesos

El nuevo billete de 500 ilustrado con la selva de yungas y un simpático peluche que generó polémica.
El nuevo billete de 500 ilustrado con la selva de yungas y un simpático peluche que generó polémica.

La devaluación de la moneda y el alto costo de vida que golpea a los argentinos por el aumento de la inflación obligan al gobierno de Mauricio Macri a emitir nueva moneda, con un valor mayor a las 2, 5, 10, 20, 50 y 100 pesos (6,6 dólares) que circulan en la actualidad. El Banco Central (BCRA) anunció que a mediados de este año se pondrá en circulación un nuevo billete de 500 pesos; para diciembre saldrá a la calle el de 200 y en 2017 uno de 1000 pesos. El próximo año se acuñarán también nuevas monedas de 5 y 10 pesos, que se sumarán a las de 1 y 2 pesos que ya existen.

Antes de asumir como presidente,  Macri clamaba por la necesidad de lanzar un papel de 500 pesos dado que “hay que llevar montones de billetes para pagar cuentas que antes pagabas con 100, y eso hay que resolverlo”. Ya instalado en Casa Rosada, dijo que “en el segundo semestre, la inflación va a ir a la baja”, razón por la cual muchos consideraron que ya no sería necesario una moneda que duplique el máximo valor actual.

Sin embargo, el plan del BCRA continúa vigente y prepara el lanzamiento de una nueva familia de billetes que tendrá como motivos la fauna autóctona argentina. De esta forma, el de 500 llevará la imagen de un yaguareté (el felino más grande de América, y el tercero del mundo), y el de 200 pesos, la ballena franca austral. Ambos animales son especies protegidas por estar en peligro de extinción y ya son muchos los que bromean acerca de que los nuevos valores no corran la misma suerte.

El anuncio del BCRA se confirmó tras el lanzamiento de un nuevo billete de 10 pesos con la imagen del creador de la bandera argentina, Manuel Belgrano, que continúa el criterio estético antiguo pero que son parte de una “planificación de la antigua administración del banco”, según explicó a EL PAIS un vocero de la institución.

El kirchnerismo siempre se opuso a la medida de emitir billetes de tan alta denominación para evitar el efecto psicológico que genera manejarse con valores tan altos y en la comparación siempre presente de los argentinos de equilibrar la moneda propia con el dólar. Por otra parte, los cajeros automáticos (que funcionan con un límite de extracción) ya no dan abasto dado que los usuarios sacan billetes con mayor asiduidad. Es por esto que la emisión de los nuevos papeles se hace en el contexto del mentado “sinceramiento de la economía” que tanto repitió Macri durante la campaña presidencial.

Asimismo, la última familia de billetes lanzada por el gobierno anterior fue reconocida como la mejor de la región en 2015 por la agencia Reconnaisance Internacional. Se trata de la serie “Tenemos Patria”, con la figura de Eva Perón en el de 100 pesos y el que reivindica la soberanía argentina sobre las Islas Malvinas, en el de 50.