violencia en México

López Obrador condena la muerte de Victoria Salazar tras su brutal detención policial: “Se va a castigar a los culpables”

El presidente de México ha asegurado que no habrá impunidad. Las autoridades estatales han apartado del cargo a los agentes implicados en Tulum e investigan el caso

Andrés Manuel López Obrador durante la inauguración del Foro Generación Igualdad, este lunes. En video, la declaración de López Obrador.SÁSHENKA GUTIÉRREZ / EFE

Se llamaba Victoria Salazar y era de El Salvador. El pasado domingo fue detenida por cuatro policías de Tulum, en Quintana Roo (sureste de México) y sometida en el suelo. La brutal acción de los agentes provocó la muerte de la mujer, de 36 años, que falleció de camino a la comisaría con el cuello fracturado. “La técnica policial de control corporal aplicada y el nivel de fuerza utilizado, se realizó de manera desproporcionada con un alto riesgo para la vida, ya que no fue acorde con la resistencia de la víctima”, ha señalado el fiscal de Quintana Roo, Óscar Montes de Oca, de acuerdo con la autopsia. La muerte de Victoria Salazar se suma al feminicidio un día antes de otra mujer en la isla de Holbox y a la escalofriante estadística que desvela que en México 10 mujeres mueren asesinadas cada día.

El presidente Andrés Manuel López Obrador ha condenado los hechos durante la conferencia matutina de este lunes en la que también se ha inaugurado el Foro Generación Igualdad organizado junto al Gobierno de Francia y Naciones Unidas. “Es un hecho que nos llena de pena, de dolor y de vergüenza”, ha expresado el mandatario.

El titular del Ejecutivo reconoció que la mujer fue brutalmente tratada y asesinada. “No hay tolerancia para el machismo y hay tampoco impunidad”, aseguró López Obrador y se comprometió con el Gobierno de El Salvador y los familiares de la víctima a que se haga justicia. “Decir a sus familiares, a las mujeres salvadoreñas, mexicanas y del mundo que se va a castigar a los responsables. Ya están en proceso de ser enjuiciados y no habrá impunidad. Los que cometieron esto fueron unos delincuentes”, aseguró el mandatario.

Por su parte, el presidente de El Salvador, Nayib Bukele, condenó a través de un comunicado los hechos. “Nosotros nos encargaremos de la manutención y estudios de las dos hijas de Victoria y de todo lo que necesiten. Solo pedimos justicia, que a los que hicieron esto les caiga todo el peso de la ley”, señaló. Tanto el jefe de la Policía de Tulum, Nesguer Vicencio Méndez, como los agentes involucrados ya han sido apartados del cargo y están bajo una investigación en la Fiscalía del Estado. “Haremos todo lo que está a nuestro alcance para tener mejores corporaciones policiacas que trabajen por la paz y la tranquilidad, con todo el respeto a los derechos humanos”, ha expresado el gobernador del Estado, Carlos Joaquín.

Más información

La policía de las zonas turísticas del Caribe mexicano están en el ojo del huracán desde que en noviembre, un grupo de unos 50 agentes municipales de Cancún, a menos de dos horas en coche por la costa caribeña de Tulum, disolvieron a tiros una manifestación feminista frente al Palacio Municipal. El saldo de la brutal represión fue de dos periodistas con heridas de bala y denuncias de agresiones sexuales por parte de las autoridades durante la marcha.

Los hechos precipitaron incluso una rotunda condena de parte de la Oficina en México del Alto Comisionado de la Organización de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ONU-DH México). “La policía debe regirse por principios de uso de la fuerza, que incluyen la necesidad, proporcionalidad, prevención y rendición de cuentas”, exigía la ONU en un comunicado que vuelve a cobrar vigencia tras los hechos de este sábado en Tulum.

En un momento en el que México redobla sus esfuerzos internacionales por mostrar el compromiso en la lucha contra la violencia machista, un nuevo caso expone el peligro de ser mujer y migrante en México. Solo en los primeros meses de este año, 142 mujeres fueron víctimas de feminicidio en el país y se ha detenido a más de 31.000 migrantes sin papeles. Este lunes, colectivos y grupos feministas han convocado manifestaciones en varios puntos del país para exigir justicia por la mujer asesinada. “Victoria no murió, la mató policía. No olviden su nombre, no permitamos que oculten la verdad”.

Suscríbase aquí a la newsletter de EL PAÍS México y reciba todas las claves informativas de la actualidad de este país

Archivado En:

Más información

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50