_
_
_
_
_

Apoyo aéreo, técnico y financiero: llega la ayuda internacional para controlar los incendios en Chile

Brigadistas y militares españoles, argentinos y mexicanos se suman a los esfuerzos para controlar las llamas que han dejado al menos 26 muertos en el país sudamericano

El director de la Corporación Nacional Forestal (Conaf) de Chile, Cristian Little da la bienvenida al jefe de la misión de la Unidad Militar de Emergencias (UME) del Ejército español, teniente coronel Javier Martín Traverso, en Santiago (Chile). Foto: JAVIER MARTÍN (EFE) | Vídeo: EPV

A última hora del domingo aterrizó en Santiago de Chile un contingente de la Unidad Militar de Emergencias (UME) de España para colaborar en la extinción de la ola de incendios forestales que azota al país desde la semana pasada y que ha dejado al menos 26 muertos. Los 50 efectivos españoles fueron la primera ayuda en llegar por vía aérea proveniente del extranjero luego de que el presidente Gabriel Boric hiciera un llamado de cooperación a la comunidad internacional. Brigadistas mexicanos y argentinos también han arribado para asistir en el cese de los 51 focos de fuego que se están combatiendo en la zona centro-sur del país. El Gobierno chileno está gestionando las ayudas ofrecidas por Brasil, Colombia, Ecuador, Estados Unidos, Perú y Venezuela.

La ministra del Interior y Seguridad Pública, Carolina Tohá, el ministro de Relaciones Exteriores, José Miguel Ahumada, y el embajador de España en Chile, Rafael Garranzo, lideraron la comitiva que recibió la UME integrada por seis expertos en la Lucha contra incendios Forestales (LCIF), 38 militares del Batallón de Intervención en Emergencias (BIEM I) y un equipo de drones con seis pilotos. “Sin duda su experiencia y capacidad va a ser de gran apoyo al trabajo en la zona. Pero no solo se refuerza desde el punto de vista técnico, es también una inyección de ánimo, solidaridad, que agradecemos mucho”, sostuvo Tohá. Por su parte, el embajador Garranzo destacó que “realmente ha habido una respuesta muy urgente a una situación muy urgente” desde el gobierno español de Pedro Sánchez.

Esta mañana arribaron 30 brigadistas y 120 efectivos del ejército y fuerza aérea mexicana, expertos en el combate de incendios. Boric ha agradecido a través de Twitter el envío de la ayuda al “querido” presidente Andrés Manuel López Obrador. “Cooperación internacional y apoyo latinoamericano presente!”, escribió el mandatario. Argentina ha enviado 64 brigadistas, 15 camionetas 4x4 con equipamiento, un camión forestal de bomberos y un helicóptero Boeing Chinook, de transporte de carga, con 10.000 litros de capacidad.

La embajadora de Estados Unidos en Chile, Bernadette Meehan, anunció en redes sociales una donación de equipos y recursos para combatir los incendios y ayudar a las víctimas. “Habrá más por venir”, escribió el sábado en Twitter. La portavoz del Gobierno chileno, Camila Vallejo, detalló este domingo que EE UU brindará un apoyo financiero de 50.000 dólares.

Boric, que ha estado monitoreando la situación en las zonas más afectadas, viajó brevemente a Santiago el sábado, donde sostuvo conversaciones con los presidentes de Colombia, Gustavo Petro; de Bolivia, Luis Arce; de Ecuador, Guillermo Lasso; de Argentina, Alberto Fernández; de España, Pedro Sánchez; y con la embajadora estadounidense, Bernadette M. Meehan. “Se han puesto todos a disposición”, aseguró. Petro se comprometió en Twitter a enviar un avión con material y expertos en apagar incendios forestales. “La crisis climática quema Chile”, escribió el mandatario colombiano.

La ministra Vallejo aseguró en el punto de prensa del domingo que Ecuador enviará brigadistas forestales, al igual que Brasil, que también pondrá a disposición un avión. Venezuela, por su parte, ofreció 60 bomberos, tres técnicos especialistas en operaciones y maquinaria, y Perú el apoyo de helicópteros.

A nivel nacional están activos 260 incendios, de los cuales 51 están en combate, 140 controlados y el resto en observación. Las altas temperaturas, los vientos fuertes y la baja humedad han complejizado el trabajo de los miles de brigadistas y bomberos chilenos desplegados en los territorios afectados. Las llamas de la ola de incendios forestales más mortífera de la última década han arrasado con 274.000 hectáreas y 1.559 viviendas.

Suscríbase aquí a la newsletter de EL PAÍS América y reciba todas las claves informativas de la actualidad de la región

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_