Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un diputado argentino pide construir un muro con Bolivia

El legislador, admirador de Donald Trump, respalda el endurecimiento de la política migratoria de Macri

Alfredo Olmedo
Muro que divide la ciudad argentina de Posadas de la paraguaya Encarnación.

La decisión de Donald Trump de extender el muro entre Estados Unidos y México para frenar la inmigración cuenta con partidarios en el extremo sur de América. El diputado independiente argentino Alfredo Olmedo instó al Gobierno de Mauricio Macri a seguir el ejemplo del presidente estadounidense y construir una barrera física entre Argentina y Bolivia. "Yo conozco la frontera y muy bien, hay que hacer un muro", aseguró Olmedo, diputado de la provincia de Salta, limítrofe con Bolivia, durante un debate televisivo sobre el endurecimiento de la política migratoria en Argentina. El legislador por Salta Somos Todos argumentó que actualmente no hay vigilancia a lo largo de la frontera terrestre entre ambos países y "por eso pasa la droga, la trata de personas y las cosas que pasan". "Estoy de acuerdo 100% con Trump", agregó ante las miradas de sorpresa y reprobación de los demás panelistas convocados por el canal C5N.

Olmedo, exaliado político de Macri y autor de una larga lista de declaraciones polémicas, respaldó también el decreto presidencial publicado este lunes que agiliza la expulsión de extranjeros que cometan un delito y ordena más controles fronterizos para franquear el paso a aquellos inmigrantes que tengan antecedentes penales. "El pueblo boliviano es un pueblo muy trabajador y yo lo respeto mucho. Pero el delincuente que se quede del otro lado. Y si hay un delincuente que entró, de Colombia, de Paraguay, del lugar que sea, se tendrá que volver a su casa, no le vamos a pagar la cárcel", subrayó durante el debate.

Un muro con Paraguay

Argentina tiene ya con un pequeño muro con otro de sus vecinos, Paraguay. De cinco metros de alto y 1,3 kilómetros de extensión, la barrera de hormigón construida en 2015 obliga a dar un rodeo a los peatones que desean cruzar desde la ciudad argentina de Posadas a la paraguaya Encarnación. El muro fue levantado por la Entidad Binacional Yacyretá, una empresa mixta que opera la central hidroeléctrica construida en el río Paraná que hace de frontera natural entre Argentina y Paraguay. La actual gestión de la entidad se opone al muro construido por sus predecesores, pero por ahora no hay planes para derribarlo, pese a las quejas de vecinos y a la campaña de firmas organizada en contra.

La Cancillería argentina ha expresado públicamente su preocupación por la "iniciativa unilateral" de Trump de levantar un muro con México. Igualmente, las declaraciones de Olmedo no han sido respaldadas por ninguno de los principales partidos políticos argentinos. Pero sus palabras suben la temperatura del debate reabierto sobre la inmigración. En este año electoral, tanto el Gobierno como varios políticos opositores han culpado a los extranjeros por el aumento de la inseguridad, una de las principales preocupaciones de los argentinos. "Acá vienen ciudadanos peruanos y paraguayos y se terminan matando por el control de la droga. Muchos paraguayos, bolivianos y peruanos se comprometen tanto sea como capitalistas o como mulas, como choferes o como parte de una cadena en los temas de narcotráfico", señaló la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich. No es la primera vez que la clase política vincula inmigración y delito en el país, pero el contexto internacional empuja ahora a que Argentina, con una histórica tradición de acogida a los inmigrantes, comience a cambiar.