Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
Fotos

En tierra baldía

En 2008, el Gobierno ruso reconoció a Osetia del Sur, un territorio que Georgia asume como propio, como Estado independiente. Desde entonces, miles de desplazados viven en campos a lo largo de la frontera. La línea que divide los dos países sigue sin estar bien definida. Un caso más de refugiados crónicos y olvidados