Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El dueño de Muebles Peralta alega que corrigió los daños detectados en el edificio que luego se cayó

Francisco Peralta, dueño del edificio de Muebles Peralta que se derrumbó en Dos Hermanas (Sevilla) el pasado 3 de febrero causando tres muertos y 182 heridos, declaró ayer como imputado ante el juez que lleva el caso que desconocía que hubiera riesgo de accidente y aseguró que las deficiencias estructurales del edificio encontradas en 1983 se habían reparado siguiendo la dirección de personal técnico. Su abogado, Enrique Pérez Perera, indicó que el Ayuntamiento no puso ninguna pega sobre el estado del inmueble. Uno de los abogados de las víctimas, Florencio Souza, señaló que el último informe pericial sobre el edificio, conocido esta semana, recoge los mismos problemas que se encontraron en 1983.

Fallece una de las víctimas del derrumbe de Muebles Peralta

María del Carmen R. R., de 58 años, falleció a las 4.20 horas de ayer jueves a causa de un fallo multiorgánico provocado por el politraumatismo que sufrió en el derrumbe de una planta de Muebles Peralta, en Dos Hermanas (Sevilla), el pasado 3 de febrero. Su muerte puede elevar la hipotética responsabilidad penal de la empresa, que podría ahora ser considerada culpable de homicidio imprudente.

El 65% de los accidentados en Muebles Peralta tendrá secuelas, según la UCE

La Unión de Consumidores de España (UCE) señaló ayer que el 65% de las 185 personas accidentadas por el hundimiento de una planta del edificio de Muebles Peralta en Dos Hermanas (Sevilla), sufrirán secuelas durante toda la vida. Por otro lado, la Asociación de Consumidores y Usuarios de Sevilla (ACUS) criticó la actuación del Juzgado número 4 de Dos Hermanas, que lleva el caso, por los "problemas injustificados" que le ponen a algunos afectados a la hora de presentar sus denuncias.

El desplome del suelo en una tienda de muebles provoca 185 heridos que buscaban una ganga

Un saldo carísimo. La expectación desatada por la oferta de la tienda Muebles Peralta, en Dos Hermanas (Sevilla), que ayer sacaba a la venta 46 sillones de orejas al precio irrisorio de 3.000 pesetas, provocó tal aglomeración en un pequeñísimo espacio que el suelo acabó cediendo bajo el peso de unas 200 personas alrededor de las 10.15 horas. El desplome de unos 105 metros cuadrados de pasillo en la planta baja, donde se apiñaba la clientela, se saldó con 185 heridos -38 en estado grave o muy grave-, que fueron evacuados hasta cinco centros hospitalarios de Sevilla. No hubo víctimas mortales.