Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los camareros del bar de la casa de Besteiro resisten la segunda orden de cierre

Allí estaban, por segunda vez en tres meses, en la calle Mayor, frente a la cafetería de la casa del dirigente socialista Julián Besteiro. Los camareros, las señoras de los camareros y sus niños, representantes vecinales y los clientes asiduos del café Chiky. Se negaban a que el Ayuntamiento les cerrase el bar para arreglar la "ruina inminente parcial" de este edificio de protección integral. Consideran que la casa se puede reparar con ellos dentro y que sólo es un truco para que se marchen. La tentativa municipal volvió a fracasar.