_
_
_
_

‘Sports Illustrated’, referente de la información deportiva en EE UU, anuncia el despido de un tercio de su plantilla

La revista, con casi 70 años de historia, se ha visto en el ojo del huracán por recurrir a la inteligencia artificial para generar contenidos

COMBO-REVISTAS
María Antonia Sánchez-Vallejo

La veterana revista Sports Illustrated, parte de la historia del periodismo de EE UU desde hace casi 70 años, planea despedir a un número significativo de trabajadores, incluido previsiblemente todo su personal sindicado, después de que la empresa editora incumpliese el pago trimestral del acuerdo de licencia de la publicación, ha anunciado este viernes el sindicato de trabajadores de la publicación, NewsGuild, mediante un post en las redes sociales.

Los despidos están relacionados con los crecientes problemas financieros de la empresa, Arena Group Holdings, que ha incumplido el pago de una nota de los prestamistas y de los pagos al propietario de la cabecera. Solo en concepto de licencia de publicación adeuda 3,75 millones de dólares a Authentic Brands Group, el dueño legal de la marca.

El declive de la célebre revista se ha acelerado en pocas semanas. A principios de este mes, Arena declaró que no había efectuado el pago trimestral a Authentic. Este jueves, anunció en un comunicado que Authentic había rescindido el acuerdo de licencia de publicación con efecto inmediato.

“Estamos en conversaciones intensas con Authentic Brands Group, pero entendemos que no somos los únicos”, dijo Arena en un comunicado enviado por correo electrónico este viernes y recogido por Bloomberg. “Aunque la licencia de publicación ha sido revocada, seguiremos haciendo Sports Illustrated hasta que esto se resuelva”.

La empresa editora dijo que está “segura de que en el futuro la marca seguirá evolucionando y creciendo de una manera que sirva a los lectores de noticias deportivas, los aficionados al deporte y los consumidores”.

Las razones para el fracaso de la revista no son únicamente económicas, aunque el impacto de la revolución digital y la huida de la publicidad a otros soportes también han influido considerablemente; los recortes y las movilizaciones laborales no son ajenos a medios tan prestigiosos como The New York Times, Los Angeles Times o The Washington Post. Arena despidió en diciembre a su consejero delegado, Ross Levinsohn, a raíz de una noticia que afirmaba que la revista utilizaba en algunos artículos nombres de autores generados por inteligencia artificial. La empresa también publica TheStreet, un portal de información financiera.

Arena anunció el jueves planes para despedir a más de 100 empleados, alrededor de un tercio de su plantilla. La compañía dijo estar en negociaciones con Bridge Media Networks para una inversión sustancial capaz de mantener a flote la publicación. “Esperamos ser la empresa que saque adelante SI [siglas de Sports Illustrated], pero si no es así, confiamos en que alguien lo haga”, dijo Arena. “Si es otro negocio, apoyaremos la transición para que el legado de Sports Illustrated no sufra”.

Las acciones de Arena cayeron un 34%, hasta los 84 céntimos por título, al cierre de la bolsa de Nueva York.

En el comunicado publicado en las redes sociales, el sindicato de trabajadores de la revista denuncia el deterioro del clima laboral en los últimos tiempos. “Hemos luchado juntos como sindicato para mantener los estándares de esta histórica publicación que tanto amamos, y para garantizar que nuestros trabajadores son tratados de acuerdo con el valor que aportan al grupo. Esta misma lucha continuará”, ha señalado Mitch Goldich en nombre de la redacción. El comunicado subraya el recorrido de la revista, casi 70 años ininterrumpidos en los quioscos y, con mayor mérito si cabe en las últimas décadas, resistiendo el crudo embate de los medios digitales. “Este es otro día difícil en lo que han sido los difíciles cuatro años transcurridos bajo la gestión de Arena”, subraya el texto del sindicato, que insta a la empresa a cumplir con los compromisos adquiridos con la plantilla.

El máximo referente de la información deportiva en EE UU en más de medio siglo no pudo sustraerse a los nuevos tiempos, señalaban este viernes en las redes sociales algunos de sus lectores. “Esta es la portada que destruyó Sports Illustrated”, decía Ian Miles Cheong, con casi 900.000 seguidores en X (antes Twitter), sobre la imagen de una mujer transexual “que consiguió que miles de lectores dieran de baja sus suscripciones a la revista”. El internauta se refería a la portada que ilustró su edición anual de trajes de baño en 2023. Otros usuarios de X denunciaban el creciente populismo de la cabecera, así como su recurso a la inteligencia artificial para generar información, lo que, según los críticos, contribuyó a socavar tanto su imagen como su contenido.

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_