Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Origen, síntomas, letalidad... Lo que se sabe del nuevo virus de China

El patógeno saltó a los humanos en Wuhan a finales de diciembre y provoca una neumonía que puede ser mortal en los casos más graves

Un hombre se protege con una mascarilla en la ciudad de Wuhan. En vídeo, las claves del coronavirus.

El nuevo coronavirus 2019-nCoV surgido en la ciudad china de Wuhan ha provocado una de las mayores crisis sanitarias de los últimos años. Lo que sigue son las certezas e interrogantes abiertos sobre el episodio.

¿Cómo empezó el brote?

Las autoridades chinas notificaron el pasado 31 de diciembre 27 casos de neumonía de origen desconocido, siete de ellos graves. Los afectados estaban aparentemente vinculados con un mercado de la ciudad de Wuhan, una gran metrópoli con 11 millones de habitantes. La causa de la dolencia fue identificada el 7 de enero como un nuevo coronavirus. China comunicó días más tarde que el patógeno podía transmitirse de persona a persona.

¿Qué síntomas causa el virus?

El virus infecta las vías respiratorias y causa síntomas que van desde un cuadro leve (tos seca, fiebre...) a insuficiencia respiratoria aguda y neumonías potencialmente mortales.

¿Cómo se contagia?

No han sido determinados con precisión los mecanismos, aunque la forma más aceptada es a través del contacto y a través pequeñas gotas de saliva que el portador del virus excreta al toser. El contagio se produce entre personas que están cerca, a una distancia de aproximadamente un metro como máximo.

¿Hay casos asintomáticos?

Aún no se conoce con exactitud, aunque los expertos consideran que es probable, como ha ocurrido con otros virus similares.

¿Existe tratamiento?

No existe tratamiento específico ni vacuna, aunque hay varios proyectos en marcha para conseguirla. La asistencia médica se centra en los síntomas y en dar soporte vital al enfermo. Antivirales como el oseltamivir, baloxavir, ribavirin y acyclovir no son efectivos frente al virus. China estudia el uso combinado de lopinavir and ritonavir.

¿Cómo se diagnostica?

China hizo pública la la secuencia genética del virus el 10 de enero, tres días después de su identificación. Esto permitió crear un protocolo de diagnóstico específico con el que cuentan todos los países miembros. Sin los análisis, es prácticamente imposible distinguirlo de otro tipo de neumonía, o incluso de una gripe. Los grandes hospitales cuentan una tecnología, llamada PCR, que permite confirmar la infección por el virus en unas horas, aunque en España las confirmaciones oficiales dependen del Centro Nacional de Microbiología.

¿Cuál es la evolución de la enfermedad?

El número de afectados no ha dejado de crecer desde el pasado 31 de diciembre y la tendencia sigue siendo al alza tanto en China como en otros países.

¿Ha sido rápida la expansión del virus?

Los expertos destacan que la gran velocidad de propagación del virus. Los casos registrados en China en menos de un mes —el 29 de enero se han superado los 6.000— superan a los 5.300 diagnosticados con el SARS.

¿Qué es un coronavirus?

Son una extensa familia virus que afectan al ser humano y varias especies de animales. Hasta ahora había seis conocidos que podían enfermar a una persona: cuatro que causan el resfriado común, el del SARS (surgido en 2002 también en China) y el del MERS (en 2012 en Arabia Saudí). Coronavirus que solo afectan a algunas especies pueden sufrir mutaciones que les permiten saltar a otras y volverse virulentos para el ser humano. El síndrome respiratorio agudo severo (SARS, en sus siglas en inglés) causó más de 800 muertes y el síndrome respiratorio de Oriente Medio (MERS) ha ocasionado 2.500 casos confirmados y 850 muertes. Las investigaciones realizadas hasta el momento apuntan que el origen de ambos está en los murciélagos y esta es la principal hipótesis también en el de Wuhan.

¿Qué letalidad tiene el nuevo virus de Wuhan?

Los expertos apuntan que la tasa de mortalidad del nuevo patógeno es baja, entre el 2% y el  3%, en comparación con virus similares, según los primeros datos disponibles. Al virus del SRAS se le atribuye una mortalidad de entre el 10% y el 18%, y el del MERS alcanza al 35% de los enfermos notificados, según la OMS.

¿Podría el virus mutar y hacerse más virulento?

Aunque todo virus es susceptible de sufrir una mutación, desde que se localizó ha permanecido bastante estable, según señala la OMS, que advierte que es un escenario que no se puede descartar.

¿Qué medidas se han adoptado?

China ha decidido someter a cuarentena a la ciudad de Wuhan, de la que no es posible salir ni entrar desde la pasada madrugada, y más de una docena de localidades cercanas. En ellas se ha generalizado el uso de mascarillas. En total, ha confinado a más de 46 millones de personas. Aeropuertos de la gran mayoría de los países asiáticos, así como Estados Unidos, Reino Unido y Rusia, entre otros, han establecido medidas de control para detectar viajeros con síntomas compatibles procedentes de las zonas afectadas. El aeropuerto de Wuhan permanece prácticamente cerrado. 

¿Que está haciendo la OMS?

La organización ha monitorizado la evolución del brote prácticamente desde el primer día, ya que ha situado los coronavirus entre las amenazas para causar una futura pandemia global. El comité de emergencia se ha reunido dos veces y, aunque muy dividido, no ha decidido por ahora declarar emergencia internacional, aunque en la última semana de enero ha cambiado de "moderada" a "alta" la calificación de amenaza global que supone el virus. 

¿Qué implica la declaración de emergencia internacional?

La declaración de una emergencia de salud pública de importancia internacional se adopta ante un brote una situación "grave, repentina, inusual e inesperada" con consecuencias sanitarias cuyo impacto se extiende más allá del país afectado. Con la declaración se inicia el proceso que haga posible una acción internacional inmediata y coordinada. La OMS ha adoptado esta decisión cinco veces: por la gripe A en 2009, contra la polio en 2014, contra el ébola en África Occidental en 2014, contra el zika en 2016 y el pasado mes de julio contra el ébola en la República Democrática del Congo.

¿Hay riesgo para España?

El Ministerio de Sanidad considera que "teniendo en cuenta los controles realizados por las autoridades chinas, el riesgo de introducción del virus en España en estos momentos se considera muy bajo".  En todo caso, incluso si el virus llegara, "el impacto para la salud pública" también sería "muy bajo".

¿Cómo se llamará el nuevo coronavirus?

De momento, tiene uno provisional 2019-nCoV (nuevo virus de 2019), pero la OMS decidirá uno definitivo. Normalmente, se bautizan con el nombre del lugar donde fueron descubiertos, así que probablemente será el virus de Wuhan.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información