Unos cazadores furtivos utilizan cianuro para matar 41 elefantes en Zimbabue

La Policía zimbabuense ya ha detenido a seis personas y ha recuperado 17 colmillos de marfil

Una banda de cazadores furtivos ha usado sal envenenada con cianuro para matar 41 elefantes en el Parque Nacional de Hwange, en el oeste de Zimbabue y el mayor del país, según ha informado hoy el diario estatal Chronicle. La Policía zimbabuense, que ya ha detenido a seis personas supuestamente involucradas, ha recuperado 17 colmillos de marfil valorados en unos 120.000 dólares (unos 90.000 euros). 

Según el periódico, "la banda habría usado sales de cianuro en pozos frecuentados por los elefantes en el parque nacional para matarlos". El método usado hace temer que se desencadenen más muertes de animales en la citada reserva natural. 

"Es lo que llamamos efecto de cuarta generación, debido a la potencia del cianuro como veneno", ha asegurado al diario el portavoz de la Policía de la vecina localidad de Tsholotsho, Muyambirwa Muzzah. "Los animales que se alimenten de los elefantes muertos morirán. Y los que se alimenten de ellos, también". 

El parque tiene una extensión de 14.000 kilómetros cuadrados, y su población de elefantes se ha visto reducida en 69 ejemplares entre los pasados meses de mayo y agosto debido a la caza furtiva. La Agencia de Gestión Medioambiental de Zimbabue analiza hoy el impacto que el suceso ha podido tener en el ecosistema de Hwange.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción