Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

¿Es más difícil para la mujer dedicarse a la ciencia?

Apenas un 20% de las cátedras científicas están ocupadas por mujeres

¿Es más difícil para la mujer dedicarse a la ciencia?

El papel de la mujer en la comunidad científica es el tema que centra esta semana el sondeo de Atomium Culture, que aborda la cuestión de si para la mujer resulta más difícil dedicarse a la investigación científica. Si su respuesta es positiva, ¿qué factores creen que influyen en ello? ¿Cree que sería necesario tomar medidas para impulsar una mayor presencia femenina en la ciencia? ¿O sencillamente cree que necesitamos más científicos, sean hombres o mujeres? Los usuarios que quieran participar en el sondeo pueden hacerlo a través de la página web de EL PAÍS.

Esta encuesta forma parte de la iniciativa Dinos qué piensas... sobre la ciencia , lanzada por la organización Atomium Culture bajo los auspicios de la Comisión Europea, con participación de cinco grandes medios de comunicación (Frankfurter Allgemeine Zeitung, Sole24Ore, Der Standard, The Irish Times y EL PAÍS). La de hoy es la segunda de una serie de cinco preguntas destinadas a medir el interés y la implicación de los ciudadanos europeos en asuntos científicos. Los resultados serán presentados a la Comisión Europea, que los utilizará como referencia a la hora de elaborar su estrategia Horizonte 2020.

La iniciativa surge de la inquietud de las autoridades comunitarias por el escaso número de europeos que deciden graduarse en matemáticas, ciencias o tecnología (apenas un 21%, a pesar de que el 80% se mostraba interesado en los descubrimientos científicos y los avances tecnológicos en el Eurobarómetro).

La pregunta de esta semana pone el foco en la brecha por sexos referida a la labor investigadora. Aunque hombres y mujeres están en situación de práctica igualdad cuando se analizan los datos de estudiantes y licenciados, la presencia femenina en puestos directivos (cátedras, jefatura de departamentos, presidencia de colegios profesionales) es solo del 20%, según los últimos datos de la propia Comisión. Una segregación que, según diversos estudios publicados en Estados Unidos, empiezan desde el periodo de formación, ya que tanto alumnos como alumnas de ciencias piensan que ellas están peor preparadas para estas materias.

La encuesta pretende no solo recabar la opinión de los ciudadanos sobre si existen o no factores de discriminación, sino preguntar a quienes crean que sí existe sobre las posibles razones de este fenómeno y los pasos creen que deberían darse para erradicarla.

Más información