Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Iglesias admite su debilidad para negociar ahora un Gobierno de coalición

El líder de Podemos hace autocrítica tras perder la mayor parte del poder institucional acumulado durante los últimos cuatro años

Pablo Iglesias, este domingo, tras votar. En vídeo, declaraciones de Iglesias.

"Sin paños calientes, los resultados son malos", ha dicho Pablo Iglesias este lunes por la mañana tras el descalabro que sufrió su partido en las elecciones municipales, autonómicas y europeas el domingo. Pese al resultado, el líder de Unidas Podemos mantiene su intención de formar un Gobierno de coalición con el PSOE y no está entre sus planes dimitir. Iglesias, sin embargo, ha reconocido que su proporción en ese posible Ejecutivo será "modesta" y, por tanto, no van a plantear ningún veto. "Con las fuerzas que tenemos no vamos a poder pedir muchos elementos para hacer cosas que nos gustaría llevar a la práctica", ha reconocido. "Pero no nos rendimos".

Unidas Podemos ha perdido 860.000 votos el 26-M y más de un millón el 28-A. En estos cuatro años de historia, el partido se ha dejado por el camino la mayor parte del poder institucional acumulado. Solo le queda Cádiz de bandera del cambio y será determinante únicamente en La Rioja, la Comunidad Valenciana y Baleares. "Mi cargo está siempre a disposición de los inscritos. Ahora toca asumir la responsabilidad en un momento difícil", ha respondido a la posibilidad de dejar su cargo. En las próximas semanas convocará el consejo ciudadano estatal, el máximo órgano de Podemos entre asambleas.

"Somos conscientes del enorme peso estratégico de nuestra formación para contribuir a consolidar un bloque progresista en el Estado, en municipios y autonomías", ha seguido defendiendo Iglesias. El dirigente tiene la intención de llevar a la negociación con Pedro Sánchez un pacto a todos los niveles institucionales. El presidente en funciones, por el momento, no se ha pronunciado al respecto. "Nuestros 3,7 millones de votos pueden ayudar a que España tenga un Gobierno histórico, de coalición y progresista", ha dicho. "Tenemos que hacer valer nuestros votos para parar políticas neoliberales".

"La división resta"

Iglesias ha felicitado al PSOE por sus buenos resultados, pero le ha recordado que debe hacer una reflexión sobre la situación en Madrid. "No hemos recuperado juntos la Comunidad y hemos perdido el Ayuntamiento", ha dicho a sus posibles socios de Gobierno. "Lo que ha quedado demostrado es que a la izquierda no nos funciona cuando nos dividimos. La división resta, la unión multiplica", ha sido una de sus pocas respuestas a Íñigo Errejón.

El escenario madrileño, en el que la derecha ha conseguido mantener su hegemonía en la Asamblea y ha arrebatado por la mínima el Ayuntamiento a Manuela Carmena, le ha servido a Iglesias para defender su estrategia en la región. "Pedimos el voto para las dos candidaturas que formaban el proyecto original de Ahora Madrid, para Manuela Carmena y Sánchez Mato. Actuamos con ética y fuimos enormemente responsables al no presentarnos en la ciudad", ha afirmado.

Errejón, el que fuera su amigo, con el que fundó Podemos hace cinco años, decidió integrarse en la plataforma de Carmena a inicios de año. La decisión provocó la atomización de la izquierda en Madrid. Podemos eligió a Isabel Serra para sustituir a Errejón. La precipitada apuesta, a pocos meses de la cita electoral, ha cosechado siete escaños en la Comunidad, por debajo de Vox, con 12. "Todos vamos a tener que hacer autocrítica. Ni sumando votos hubiéramos ganado a la derecha", ha zanjado Iglesias.

Podemos Andalucía reivindica su modelo político

Podemos Andalucía ha reivindicado los resultados electorales de las municipales en la comunidad, con los excelentes resultados de Cádiz como principal exponente, para erigirse como guía y modelo para reconducir la crisis en la que ha caído la formación morada en las últimas citas con las urnas, informa Eva Sáiz. Así lo ha constatado esta mañana su portavoz regional, Pablo Pérez Ganfornina. Adelante Andalucía, la coalición de Podemos e IU, ha pasado de gobernar en 43 municipios a hacerlo en 56, aunque con una grave bajada en Sevilla.

“El resultado en Andalucía es el mejor resultado a nivel estatal. Esto nos da la responsabilidad de empujar desde el sur el renacer de esta fuerza política en el Estado”, ha señalado Ganfornina. Los excelentes resultados cosechados en Cádiz por José Manuel González, Kichi, que se ha quedado a un edil de la mayoría absoluta, son el principal aval de la marca de Podemos en Andalucía. “Hemos mantenido el faro de esperanza desde el sur”, ha sostenido el dirigente.

“Toca pensar, lo importante es la política, no los sillones”, ha indicado. Podemos Andalucía siempre ha rechazado la entrada en gobiernos de coalición y hace unas semanas, en Madrid, defendió la necesidad de impulsar un debate a nivel nacional sobre la estrategia del partido respecto a la posibilidad de formar parte del Ejecutivo de Pedro Sánchez. Esta mañana, Ganfornina ha puesto el ejemplo de Castilla-La Mancha. “En su momento criticamos que entraran en el Gobierno regional y ahora Podemos no tiene representantes en Castilla-La Mancha”, ha señalado en referencia a los resultados en las elecciones autonómicas en esa comunidad. “Ahora toca analizar qué ha pasado”, ha concluido el portavoz andaluz.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información