Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Juana Rivas declarará el martes ante la juez por la vía penal

La mujer está acusada de sustracción de menores y desobediencia a la justicia

Juana Rivas, acompañada por su hermana, a la salida de los juzgados de Granada.
Juana Rivas, acompañada por su hermana, a la salida de los juzgados de Granada.

Juana Rivas, la madre de Maracena que el lunes pasado y tras varias semanas desaparecida entregó sus dos hijos menores a su padre, Francesco Arcuri, tendrá que acudir el próximo martes, 5 de septiembre, ante la juez del Juzgado de Instrucción 2 de Granada para, según una nota del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía, “escuchar su declaración sobre los presuntos delitos por los que está siendo investigada”. En la derivación penal del caso, la jueza Mª Ángeles Jiménez Muñoz, investiga a Rivas por dos presuntos delitos, uno de desobediencia a la justicia y otra de sustracción de menores.

Juana Rivas y Francesco Arcuri mantienen diversos contenciosos con dos hijos menores de por medio, Gabriel de 11 años y Daniel de 3. Tras la salida de Italia en mayo del año pasado de Rivas y sus dos hijos, donde convivía con Arcuri, las denuncias y las citaciones judiciales han sido constantes. Rivas denunció al padre por violencia de género –delito por el que el padre ya había sido condenado en España en 2009– mientras que Arcuri denunció en Italia a la madre por sustracción de menores. En España, todo se ha mantenido en vía judicial civil hasta que Rivas evitó a finales de julio la entrega de sus hijos, a la que le obligaba un auto judicial. A partir de ahí entró en escena la vía penal que es la que convoca a la madre el próximo martes.

El lunes 28 de agosto, finalmente, Juana Rivas entregó a sus hijos a su padre que, en estos momentos se encuentra ya en Italia, en su residencia de Carloforte, junto a los dos menores. La justicia italiana ha confirmado que los servicios sociales italianos estarán pendientes de la situación de los menores en Italia y a finales de octubre realizarán un informe al respecto.

Por otro lado, el resto de denuncias sigue en marcha: la vía civil en España, que obligó a la entrega de los menores, se cerró sin posibilidad de recurso en España, pero los abogados anunciaron la interposición de un recurso ante el Tribunal Superior de Derechos Humanos de Estrasburgo. En otra instancia, la denuncia original por violencia de género de Juana Rivas hacia Arcuri, que debía tramitarse en Italia, ya fue enviada allí y deberá sustanciarse en algún momento. La vía penal por desobediencia a la justicia y sustracción de menores continúa su camino el próximo martes y, en Italia, Arcuri y Rivas tienen que dilucidar la situación de los menores respecto a sus padres en materia de custodia, pago del mantenimiento, etc.

Más información