La moción de censura evidencia la tensión entre Sánchez y la gestora

Ábalos: “Rajoy merece la censura pero Iglesias no ha planteado bien la alternativa”

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, este viernes en el Congreso.
El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, este viernes en el Congreso.EFE

El distanciamiento entre el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, y la gestora ha emergido en los preparativos del congreso y en la discusión sobre la posición de los socialistas ante la moción de censura de Podemos contra Mariano Rajoy. Los autores de la ponencia marco del congreso, Eduardo Madina y José Carlos Díez, declinan ser portavoces de un texto que el equipo de Sánchez ha enmendado ampliamente.

Más información
Pedro Sánchez y la gestora consensúan hoy la respuesta a Pablo Iglesias
La sala de máquinas de Pedro Sánchez
Acuerdo en la mayoría de provincias para el reparto de delegados al Congreso del PSOE

Tras la victoria de Sánchez en las primarias, la comisión gestora del PSOE ha dado un paso atrás en el terreno de las decisiones políticas, aunque se mantendrá activa y llevando los aspectos organizativos del congreso del PSOE que se celebrará entre los días 16 al 18 de junio. Pero solo en lo puramente técnico. Las decisiones políticas las dejan plenamente en manos del secretario general electo, Pedro Sánchez. Formalmente la gestora mantiene su capacidad de tomar decisiones hasta que constituya la mesa del congreso el 17 de junio, pero no las va a ejercer o muy poco, reconocen fuentes de la dirección interina.

Díaz pasa página e insta a ayudar a Sánchez

Raúl Limón

La secretaria general de los socialistas andaluces, Susana Díaz, reunió este lunes al comité director del PSOE-A, el máximo órgano entre congresos, por primera vez tras la victoria de Pedro Sánchez en
las primarias del PSOE. Díaz felicitó al nuevo secretario general e instó a los dirigentes autonómicos a "trabajar y aportar, hacer política de izquierda y ganar elecciones".

“Lo que tenemos que hacer los que estamos aquí es ayudar a Pedro y al PSOE”, reiteró la presidenta andaluza, quien defendió que “la socialdemocracia no está en crisis, sino los partidos”. Díaz fue clara ante los máximos responsables de su organización en Andalucía: “Le pido al partido que tenga fortaleza y unidad. Acabaron las primarias y los congresos locales. Andalucía ha dado ejemplo de que estamos para arrimar el hombro y fortalecer al partido”, dijo, tras agradecer a los secretarios generales de las agrupaciones provinciales andaluzas que hayan promovido listas de integración entre los partidarios de Sánchez y los de la propia Díaz.“El PSOE es mucho PSOE y lo ha demostrado en las primarias. Pero cuando lo va a demostrar más es cuando vuelva a ganar las elecciones”, concluyó la presidenta ante un comité que la ovacionó repetidamente.

Esta actitud se puso este lunes de manifiesto cara a cara en la reunión que mantuvieron en la sede federal del PSOE Pedro Sánchez y el presidente de la comisión gestora, Javier Fernández, durante una hora. La conclusión de la misma fue que no habrá una decisión compartida entre el secretario general y la gestora sobre si los diputados socialistas deben abstenerse o votar en contra de la moción de censura que Pablo Iglesias, líder de Podemos, va a presentar contra Mariano Rajoy el 13 de junio. Los dos políticos “han hablado de la moción de censura y será el secretario general quien tome la decisión final sobre el voto del grupo parlamentario socialista”, comunicó el PSOE en una breve nota oficial tras la reunión. El presidente de la gestora declinó participar en la decisión y en la deliberación del sentido del voto de los socialistas, como adelantó a EL PAÍS el pasado viernes. “Escucharé la opinión del secretario general”, dijo Fernández. Fuentes conocedoras de la reunión de este lunes señalan que Sánchez preguntó al presidente asturiano cuál era su opinión sobre el sentido del voto que debían adoptar los socialistas ante esa moción, pero Fernández rehusó dársela, dejando en él toda la responsabilidad de la decisión y de la formación de criterio.

“Hay días por delante”

No hay fecha para establecer cuándo y en qué sentido se tomará esta decisión, según reconoció el nuevo portavoz del grupo socialista, José Luis Ábalos. “Rajoy merece la censura pero la alternativa que ha propuesto Pablo Iglesias no está bien planteada”, apuntó Ábalos antes de la primera reunión que iba a mantener el grupo al completo. “En su momento se tomará la decisión; todavía hay días por delante”, zanjó. Sánchez y su equipo estarían más por la abstención que por el no, ya que de esa manera el PSOE impediría que salga adelante la moción pero pondría de manifiesto que hay razones para presentarla por los casos de corrupción del PP. Miembros de la gestora no son ajenos a esta tesis pero no lo dirán en público; otros estarían más cómodos directamente con el no.

En la reunión con Fernández el secretario general también habló sobre Cataluña, la oposición parlamentaria que emprenderá el grupo socialista y los preparativos del congreso.

En una reunión celebrada el pasado viernes entre representantes de Sánchez y Mario Jiménez, número dos de la gestora, y Laura Seara, coordinadora de Organización, quedó claro que tanto Eduardo Madina como José Carlos Díez no iban a hacerse cargo de la defensa en el congreso de la ponencia marco, que han coordinado durante meses en sus aspectos políticos y económicos, respectivamente.

Las 84 enmiendas presentadas por el equipo de Pedro Sánchez desvirtúan por completo ese trabajo, según la gestora, de manera que optaron porque sean los ganadores de las primarias quienes designen a los coordinadores y ponentes de las mesas que se constituyan. Esta actitud no le parece extraña a Ábalos, para quien en las primarias a la secretaría general se ha dirimido también el proyecto político. “Entiendo todas las decisiones personales que puedan tomarse y puede ser que no se sientan legitimados para defender la ponencia marco tal como se ha producido todo el proceso”, dijo. A su juicio, el voto que han emitido los militantes del PSOE “también incluía el juicio sobre la ponencia marco”.

Eduardo Madina no ha hecho declaraciones, en tanto que José Carlos Díez ha escrito en su blog las razones discrepantes de fondo que separan la ponencia que coordinó de las enmiendas que ha presentado el equipo de Sánchez.

Los socialistas de Alicante, en manos de una gestora

Una gestora se hará cargo de la dirección del PSOE en la provincia de Alicante tras la dimisión este fin de semana de su secretario general, David Cerdán, quien renunció al cargo, muy crítico con el proceso de elección de delegados al congreso federal del partido, del que ha sido excluido.
En las primarias, Cerdán se decantó a última hora por Pedro Sánchez, mientras que el exalcalde de Elche Alejandro Soler se situó al lado de Sánchez desde el inicio. Hoy, Soler encabeza la lista por Alicante al cónclave federal.

El líder del PSPV-PSOE, Ximo Puig, apuntó este lunes que “habrá una gestora más provisional de lo que es una gestora” clásica. “No hay guerras en el socialismo de Alicante”, sostienen fuentes del partido en la provincia. La actual ejecutiva en funciones quiere convertirse en gestora hasta la celebración de los congresos en otoño.

Sobre la firma

Anabel Díez

Es informadora política y parlamentaria en EL PAÍS desde hace tres décadas, con un paso previo en Radio El País. Es premio Carandell y Josefina Carabias a la cronista parlamentaria que otorgan el Senado y el Congreso, respectivamente. Es presidenta de Asociación de Periodistas Parlamentarios (APP).

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS