Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Punset quiere liderar el ala dura de Ciudadanos

Antes de la Asamblea del partido, la eurodiputada organiza un debate sobre el populismo

Carolina Punset, eurodiputada de Ciudadanos, se postula para liderar el discurso antinacionalista del partido tras dimitir como integrante de la Ejecutiva nacional. Antes de la IV Asamblea General de la formación, que se celebrará el 4 de febrero, la dirección afronta el debate de si debe salpimentar su discurso con guiños regionales para mejorar sus resultados en las elecciones autonómicas. “No hay que diluir el mensaje en nombre de nada”, opina Punset, que impulsa una conferencia sobre el nacionalismo y el populismo que reunirá el viernes 25 a ponentes del PP, del PSOE y de UPyD.

Carolina Punset, en una imagen de archivo. Ampliar foto
Carolina Punset, en una imagen de archivo.

“Ahora más que nunca, con Trump y el Brexit, los nacionalismos y los populismos son los grandes retos de España, de la UE y del mundo en su conjunto, y me parece importante para mi partido que mantengamos el foco en los motivos que generaron adhesión de cientos de miles de personas a Ciudadanos”, explica la eurodiputada en una conversación con EL PAÍS la pasada semana. “No hay que diluir el mensaje en nombre de nada. Es mi postura y probablemente la de mucha otra gente en el partido”, subraya Punset sobre el debate que se ha abierto en la formación tras el fracaso electoral en Galicia y País Vasco, donde Ciudadanos no logró representación. “Estoy convencida de que todos los miembros del comité ejecutivo del partido han sufrido en primera persona el nacionalismo, su violencia y su exclusión, por lo que no me cabe duda de que sus ideas y pensamientos son los mismos que los míos", afirma. "La diferencia, si es que existe, está en la estrategia sobre cómo poder hacer llegar ese mensaje a la gente para llegar a las instituciones y ser útiles”. Y recalca: “Se puede hablar de muchas otras cosas que no sean solo luchar contra el nacionalismo. No hacerlo sería reducir el discurso. Sería absurdo. Otra cosa es no poder hablar con claridad de ello”.

Ciudadanos ha fracasado en su intento de entrar en cinco Parlamentos autónomos desde que acometió su expansión nacional: País Vasco, Galicia, Navarra, Canarias y Castilla-La Mancha. Voces con peso interno achacan estos resultados al discurso "rancio" del partido respecto a los regionalismos. Y proponen seguir la senda abierta por Inés Arrimadas, líder de la oposición en Cataluña, que defiende lo catalán sin por eso dejar de atacar la propuesta independentista. En ese debate, Punset pide que no haya medias tintas.

Para subrayar su posición, la eurodiputada está organizando un ciclo de tres conferencias a celebrar entre esta semana y principios de 2017, ya a las puertas de la Asamblea General en la que Ciudadanos decidirá su estrategia política hasta 2020. Así, el jueves impulsará un debate sobre la educación plurilingüe y la inmersión en valenciano al que acudirán expertos europeos y el consejero de educación de la Comunidad, Vicent Marzà. Una semana después, en Madrid, debatirá sobre nacionalismos y populismos con Albert Boadella y Arcadi Espada, fundadores de Ciudadanos; Maite Pagazaurtundua, eurodiputada de UPyD; Juan Carlos Rodríguez Ibarra, expresidente socialista de Extremadura; y Borja Sémper, del PP. El contenido de la tercera cita del ciclo, prevista para 2017, está aún por definir.

“No lo hace al margen [del partido]. Estamos informados desde hace tiempo”, explica sobre las jornadas José Manuel Villegas, vicesecretario general de esta formación y número dos de Rivera.

Punset abandonó la Ejecutiva de Ciudadanos pidiendo a sus integrantes que no renunciaran "al ADN" del partido: "laicidad, combate inexcusable y radical del nacionalismo y regionalismo (...) y valores sociales progresistas". Sin embargo, los consejeros de Rivera enmarcan la salida de la eurodiputada en el contexto de las tensiones que vive el partido en la Comunidad Valenciana, donde se enfrentan cargos provenientes del PP y de UPyD, que pugnan por construir un Ciudadanos de centroderecha o un Ciudadanos de centroizquierda. Insisten, también, en que la posición antinacionalista de la formación es igual de firme “que siempre”. Y aseguran que han realizado una prueba empírica para demostrarlo: un repaso interno de los discursos de Rivera e Inés Arrimadas en la campaña catalana de 2015 en el que habría quedado reflejado que ya entonces se sumaba al mensaje antiindependentista propuestas sociales y económicas.

Mientras tanto, Punset pide que el partido siga enarbolando la bandera de la lucha contra el independentismo. La eurodiputada dice no creer “en verdades absolutas” ni pretender representarlas. Su mandato europeo expirará en 2019. Ni siquiera entonces será fácil medir las consecuencias que puedan tener para su carrera tanto su dimisión como su decisión de recalcar la importancia que a su juicio tiene que Ciudadanos mantenga la lucha contra el nacionalismo como uno de sus temas principales: los cinco primeros puestos de todas las listas del partido se eligen en primarias, sin intervención de la dirección.

Los diputados de Ciudadanos que eran concejales empiezan a devolver sus actas municipales

Diego Clemente, Patricia Reyes y Luis Salvador, diputados de Ciudadanos que compaginaban su labor en el Congreso con la de concejal, han dejado sus actas en sus respectivos Ayuntamientos para cumplir con la normativa interna de la formación.

Los estatutos de Ciudadanos impiden compatibilizar dos cargos públicos. Sin embargo, el partido ya permitió que 6 de los 40 diputados que logró en las elecciones generales del 20-D mantuvieran sus dos actas por la situación de inestabilidad política, que finalmente llevó a una repetición electoral. La excepción se mantuvo tras el 26-J y hasta que se ha logrado formar gobierno. 

Previsiblemente habrá una excepción. La dirección intentará que el Consejo General apruebe que Sandra Juliá compatibilice las actas de diputada y concejal en el Ayuntamiento de Moncofa, según aseguró a EL PAÍS Fran Hervías, secretario de organización. Juliá ha llegado inesperadamente al Congreso, tras la baja voluntaria de Domingo Lorenzo y la persona que debería sustituirle en el municipio ya no es parte de Ciudadanos.

Más información