El PP pretende diluir la explicación del ‘caso Soria’ en el Congreso

El Gobierno quiere que De Guindos comparezca en comisión y aprovechar su presencia para hablar de los Presupuestos

El exministro de Industria, José Manuel Soria, en La Moncloa en junio 2015.
El exministro de Industria, José Manuel Soria, en La Moncloa en junio 2015.Luis Sevillano

El PP pretende diluir en lo posible la petición de todos los demás grupos parlamentarios para que el ministro de Economía, Luis de Guindos, comparezca en el Congreso para dar cuenta del nombramiento del exministro José Manuel Soria como alto cargo del Banco Mundial.

Más información

El Gobierno en funciones pretende que esa comparecencia se produzca en comisión y aprovechar la presencia del ministro para hablar de los Presupuestos. El resto de formaciones —PSOE, Podemos, PNV, ERC y parte del Grupo Mixto— quieren que sea en el pleno de la Cámara la próxima semana y de forma monográfica. Ciudadanos mantiene una posición intermedia, sin petición propia de comparecencia, apoyando la exigencia de explicaciones, pero sin posición sobre la celebración del Pleno.

La batalla llegará a la Junta de Portavoces del jueves donde el PP está en minoría, incluso con Ciudadanos. Allí podría forzarse esa petición del Pleno, aunque la Mesa podría retrasarlo hasta el ya previsto del 27 de septiembre si el partido de Albert Rivera apoya al Gobierno.

La Mesa del Congreso calificó este martes todas las peticiones de los grupos, es decir, las ha admitido a trámite. El PP quiere que se deriven a la Comisión de Economía, que debe constituirse la semana que viene. Dados los plazos y los trámites, no es probable que pueda tener lugar antes de octubre y, en todo caso, el PP mantiene la idea de que el Gobierno en funciones no puede ser controlado por un Congreso que no le eligió y, por tanto, no admite la fiscalización parlamentaria. Ese asunto está pendiente de la resolución del Tribunal Constitucional tras el recurso del anterior Congreso contra el Gobierno, pero por las vacaciones de los magistrados no habrá sentencia hasta octubre, como mínimo. El Gobierno mantiene que no se somete a control y podría volver a dar plantón al Parlamento como lo hicieron los ministros la pasada legislatura, incluida Ana Pastor, ahora presidenta de la Cámara.

De Guindos no ha registrado ningún escrito para comparecer en comisión para hablar solo del caso Soria. No ha aceptado aún hacerlo de forma específica y como control al Gobierno, sino dentro de una comparecencia tasada sobre otros asuntos, en la que debe explicar la prórroga de los Presupuestos y la comunicación a la Unión Europea que debe producirse antes del 15 de octubre.

Por eso, la primera batalla será este mismo jueves en la Junta de Portavoces. La segunda batalla será en la mesa de la Comisión de Economía para que haya una comparecencia monográfica sobre el caso Soria. Y la tercera para que, en todo caso, sea lo antes posible y sin esperar a octubre.

Antonio Hernando, portavoz del PSOE, ha asegurado que el PP no es consciente de que ya no tiene mayoría absoluta y ha asegurado que el nombramiento de Soria es "una recompensa en diferido". Se ha remitido a una información de ElConfidencial que asegura que ni hubo publicidad del concurso, ni estaba restringido a funcionarios.

La Mesa del Congreso ha aprobado también un calendario de plenos, aunque no haya investidura. Los primeros serán el 27 de septiembre y el 4 de octubre.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción