_
_
_
_

Muere el hombre que tiroteó a su exmujer en Zaragoza

El fallecido intentó suicidarse tras agredir a su expareja, que evoluciona favorablemente

Cerco policial junto al punto en el que se produjo el tiroteo.
Cerco policial junto al punto en el que se produjo el tiroteo.Miguel A. Sastre

El hombre que tiroteó a su expareja en Zaragoza el pasado 12 de agosto y que después intentó suicidarse con la misma arma ha muerto este lunes sobre las 20.20, según ha confirmado un portavoz del Hospital Clínico Universitario de la capital aragonesa, donde permanecía ingresado en estado crítico.

Más información
Un hombre dispara a su exmujer e intenta suicidarse en Zaragoza
Prisión sin fianza para el hombre que emparedó a su pareja en Torrevieja
Ingresa en prisión un hombre que intentó asesinar a su pareja

J. A. R. D, de 51 años, disparó en varias ocasiones contra su expareja, de unos 50 años, cuando ella salía en el coche junto a su hija mayor de edad de un garaje de la avenida de Juan Pablo II de Zaragoza. Después de herir a la mujer, el autor de la agresión intentó quitarse la vida disparándose en la cabeza, aunque no falleció tras el disparo y fue trasladado al Hospital Clínico.

La víctima de la agresión pudo trasladarse aquel día en su vehículo a un centro hospitalario a pesar de las heridas. Después de pasar una semana en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del Hospital Miguel Servet de Zaragoza, donde fue sometida a varias operaciones quirúrgicas, fue trasladada a planta el pasado domingo.

"Le recomendaron no presentar denuncia"

A las pocas horas de la agresión, la familia de la tiroteada denunció una mala atención por parte de dos agentes de la comisaría Mayandía de la Policía Nacional. Según el abogado de la víctima, Simón Lahoz, 48 horas antes, la mujer y su hija acudieron a dependencias policiales "para intentar presentar una denuncia", aunque "los agentes les recomendaron que no lo hicieran porque no había episodios violentos" y le quitaron importancia al asunto, según su testimonio.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Madre e hija explicaron a los agentes que su exmarido y padre tenía un arma y les ofrecieron una grabación en la que amenazaba a la mujer, según el letrado. La Jefatura Superior de Policía en Aragón niega estas acusaciones. Aseguran que ambas entraron en la comisaría para informarse sobre las órdenes de alejamiento, pero que en ningún caso quisieron formalizar la denuncia ni que advirtieran de que el hombre tenía armas. La jefatura abrió una investigación interna para esclarecer lo ocurrido.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_