Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Dimite un alcalde del PSOE investigado por un supuesto desvío de fondos públicos

El diputado Gutiérrez Limones relaciona su marcha con la intención de repetir en las listas del 26-J

Antonio Gutiérrez Limones y Verónica Pérez, este jueves en Sevilla.
Antonio Gutiérrez Limones y Verónica Pérez, este jueves en Sevilla. EFE

El diputado socialista Antonio Gutiérrez Limones ha anunciado este jueves su dimisión como alcalde de Alcalá de Guadaíra (Sevilla) tras 21 años en el cargo. La renuncia del regidor se produce en medio de una investigación sobre su implicación en un supuesto desvío de fondos públicos y la amenaza de una moción de censura promovida por Izquierda Unida, el Partido Andalucista y Alcalá Puede (partido afín a Podemos). Gutiérrez Limones ha negado que su dimisión responda a las dos cuestiones anteriores y la ha achacado a su intención de repetir como número tres por Sevilla en la lista del PSOE para las elecciones generales del 26 de junio. Según el partido, con su marcha, el aún regidor cumple con la norma interna que impide compaginar ambos cargos, algo que sí ha hecho durante estos cuatro meses. 

Tras admitir esta "incompatibilidad orgánica", Gutiérrez Limones ha defendido que, tras no renunciar a la alcaldía durante esta pasada "legislatura atípica", no podía "pedir de nuevo el voto" como aspirante a revalidar su cargo de diputado socialista por Sevilla conservando su "condición de alcalde". Con esta decisión, el socialista ha asegurado que da "un paso adelante" para asumir otras responsabilidades y ha confiado en que sirva para "recuperar la convivencia" en la localidad (uno de los feudos históricos del PSOE andaluz) que, según ha señalado, han roto los grupos de la oposición. Gutiérrez Limones consiguió ser alcalde tras ganar las pasadas elecciones municipales con nueve concejales, a cuatro de la mayoría absoluta.

La dimisión de Gutiérrez Limones se produce después de que la fiscalía haya pedido al juez que instruye la causa del supuesto desvío de fondos públicos que la eleve al Tribunal Supremo por los "poderosos" indicios que hay respecto a la implicación del socialista, según la investigación de la Guardia Civil. En su atestado, los agentes del instituto armado subrayan la falsificación de cheques de fondos desde la sociedad municipal Alcalá Comunicación Municipal (ACM), entre 2007 y 2012, destinados a gastos privados de directivos y cargos del Ayuntamiento sevillano, entre ellos Gutiérrez Limones.

El aún alcalde, quien anunció que renunciaría tras ser elegido como diputado el 20-D, alega que "nunca" perteneció al consejo de administración de la empresa pública ni tiene "nada que ver" con los hechos. "Tengo rabiosamente tranquila mi conciencia", ha asegurado antes de mostrarse seguro del "sobreseimiento" del caso. El socialista admite que la Guardia Civil le implica porque el interventor del Ayuntamiento le "comunicó" a él personalmente las incidencias detectadas en la empresa y que no habría puesto a disposición de este alto funcionario los "recursos" necesarios para actuar. Sin embargo, Gutiérrez Limones alega que el interventor se retractó de dicha acusación mediante un "certificado".

Sobre una posible moción de censura, el socialista ha asegurado que sus promotores están "haciendo humo y ruido" porque una maniobra así necesita "votos" suficientes y un candidato. "Para el PP sería muy difícil defender, a un mes y medio de unas elecciones generales, que va a gobernar con Podemos y viceversa", ha asegurado. "Si la excusa de la oposición era la figura de Antonio Gutiérrez Limones desde hoy dejan de tener esa excusa. Ahora tienen menos argumentos aún", ha señalado la secretaria general del PSOE de Sevilla, Verónica Pérez.