Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Fernández Díaz alaba las iniciativas de acogida a refugiados, pero pide orden

El ministro de Interior ensalza el caso del ciudadano sirio recibido por los entrenadores de Getafe, aunque recuerda que hay que seguir las normas de la UE

Refugiados
Jorge Fernández Díaz este miércoles en el Congreso. EFE

El ministro de Interior, Jorge Fernández Díaz, ha alabado la iniciativa del club de entrenadores de Getafe, que este miércoles ha acogido al refugiado sirio Son Osama Abdul Mohsen, zancadilleado por la periodista húngara Petra László cuando intentaba atravesar con su hijo el cordón policial en la frontera de Hungría, pero ha aseverado que los procesos de asilo tienen que seguir las normas que marca la UE y que han de hacerse de "forma ordenada". El titular de Interior ha vuelto a indicir este jueves en el peligro de que entre los refugiados lleguen yihadistas a España: "Hay que hacer compatible la acogida de las personas con la seguridad".

El titular de Interior ha reiterado en numerosas ocasiones, en una entrevista a RNE, que aunque respeta y reconoce el esfuerzo de las instituciones públicas, las entidades privadas y las ONG por ayudar a los huidos de la guerra, es el Gobierno español el "competente para coordinar" el procedimiento de asilo, que seguirá los patrones marcados por la UE. "El caso del refugiado pateado demuestra la solidaridad de la sociedad española, pero estas iniciativas no pueden generalizarse. Una flor no hace primavera. Las buenas intenciones hay que contrastarlas con la realidad", ha subrayado Fernández Díaz.

La mayor crisis migratoria desde la Segunda Guerra Mundial que afronta Europa. Fernández Díaz ha reconocido que la UE no estaba preparada para asumir el drama de los refugiados y ha manifestado que las instituciones comunitarias han respondido "a remolque" de los acontecimientos". El ministro ha vuelto a poner sobre la mesa la advertencia de que entre los asilados lleguen terroristas, por lo que ha manifestado que el procedimiento de acogida se hará una vez que se "identifique" correctamente a las personas, para garantizar "la seguridad" en España. Cinco hot spots [puntos calientes] han sido establecidos ya en Italia, según Fernández Díaz, donde se llevarán a cabo las identificaciones.

Respecto a las próximas elecciones catalanas del 27-S, el dirigente popular ha echado balones fuera y ha explicado que Artur Mas encontró en Madrid "un chivo expiatorio" para justificar los recortes que la Generalitat tuvo que hacer ya en 2011—antes que de que Mariano Rajoy llegara al poder—, fruto de la deuda heredada del tripartito. "No va a haber un referéndum pactado porque no lo permite la Constitución", ha sentenciado Fernández Díaz.

Más información