Rubalcaba: “En este momento, lo que toca es apoyar al PSC”

El PSOE pide una reforma constitucional con el mismo apoyo que la de 1978

El secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, ya no tiene ninguna duda. Si hace dos semanas apuntó tímidamente a una reforma constitucional cuando abogó por primera vez por caminar hacia el modelo federal, y días después concretó que si eso supusiera cambiar la Constitución podría hacerse porque “no es inmutable”, hoy ya ha sido tajante: “Las constituciones tienen que adaptarse a los tiempos, no pasa nada. No tengamos miedo de abrir la Constitución, es el momento de hablarlo. Tenemos que cambiarla hacia un modelo federal. Es tiempo de revisiones constitucionales”, ha repetido durante una entrevista en Tele 5.

Es el momento de hablarlo, porque el órdago lanzado por el Gobierno catalán de Artur Mas (amenazando con girar el picaporte de la independencia, dentro o fuera de la ley) obliga al resto de partidos e instituciones a buscar una solución, según consideran los socialistas. Rubalcaba ha subrayado, eso sí, que cualquier cambio deberá sumar “al menos el mismo consenso que tuvo la Constitución de 1978”. Esta fue aprobada por el 94% de los votos en Congreso y Senado y con el 88% de apoyo popular en referéndum (con una participación del 66%).

Casi al mismo tiempo que él hablaba, el secretario general del PSC (partido hermano del PSOE en Cataluña) y recién elegido candidato para las elecciones del 25 de noviembre, Pere Navarro, anunciaba que el PSC llevará al Congreso después de esos comicios una propuesta de reforma de la Constitución (los diputados del PSC son 14 entre los 110 del Grupo Parlamentario Socialista). Tres horas después, fuentes de la dirección de los socialistas catalanes han matizado que se trataba de una simplificación y que en realidad el trámite pasa por que el grupo socialista lleve su petición a la nueva Cámara autonómica, tras las elecciones, para que esta lo plantee.

Más información
El PSC pedirá al Parlament que reclame la reforma de la Constitución
Rubalcaba, a favor de cambiar la Constitución para ir a un Estado federal
La España federal como medicina
Navarro carga contra el “profeta Mas” y su “tierra prometida”
La "complicidad" entre Euskadi y Cataluña

Pero, a pesar de que la dirección federal del PSOE se ha esforzado por mostrar su apoyo total al PSC en estos días de giro soberanista, hay algo de fondo que divide a ambos partidos, y que podría suponer un punto de fricción al hacer esa propuesta: los socialistas catalanes han anunciado que defenderán el “derecho a decidir” en Cataluña (aunque votarían no en un referéndum por la independencia), y el PSOE ha afirmado que está “en contra” de ese derecho a decidir. Preguntado por si la dirección federal va a revisar su relación con el PSC después de ese pronunciamiento, Rubalcaba ha respondido: “En este momento lo que toca es apoyar al PSC y es lo que vamos a hacer”. La campaña electoral empieza en seis semanas.

En cuanto a la posibilidad de que el PSC incorpore en su programa el derecho a decidir, el secretario general del PSOE ha señalado que el partido catalán “tiene autonomía para hacer su programa”, pero ha añadido que, a su juicio, el PSC es la garantía de que cualquier cosa que se haga en el camino soberanista sería “legal” y “pactado”. “Esa voluntad de pacto es la que define al PSC, frente a CiU y el PP”, ha asegurado.

Si finalmente Artur Mas actúa al margen de la ley, el Gobierno central tiene instrumentos legales para impugnar y paralizar sus decisiones. No existe, sin embargo, la posibilidad de castigar con cárcel al gobernante que convoca un referendum ilegal, un delito nuevo que introdujo el Ejecutivo de José María Aznar en 2003, eliminó el de José Luis Rodríguez Zapatero en 2005 y anuló definitivamente el Tribunal Constitucional en 2011 por defectos en la tramitación de 2003. “No me acuerdo de si quitamos eso del Código Penal, lo ignoro”, ha contestado Rubalcaba cuando le han preguntado si el PSOE se arrepentía de haberlo hecho. Ha aseverado, eso sí, que le parece insólita la actitud de Mas. “El código de conducta de un demócrata es cumplir la ley. La ley hay que cumplirla. Que un presidente diga que va a hacer algo legal o ilegalmente es gravísimo, una gran irresponsabilidad”.

Que comparezca Rajoy

Ya fuera del debate sobre Cataluña, Rubalcaba ha anunciado que su grupo va a pedir la comparecencia del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, para que explique la situación económica y aclare si va a pedir o no un rescate. “Yo no lo pediría. No quiero para mi país lo que le ha pasado a Portugal”, ha reiterado el secretario general de los socialistas. Y ha propuesto que, ya que aparentemente España no va a necesitar los 100.000 millones que pidió para el primer rescate bancario sino solo una parte, el Ejecutivo vaya a Bruselas y plantee una “revision” de las condiciones que se fijaron entonces.

Rubalcaba se ha pronunciado también sobre las tres grandes concentraciones de protesta convocadas en la última semana frente al Congreso de los Diputados. “Tienen un punto de razón”, ha dicho. “Si la democracia no es capaz de resolver los problemas, pues lógicamente la gente se manifiesta contra la democracia. Malestar hay, y quien no lo vea esta ciego”. Ahí ha vuelto a abogar por la política de “pactos” entre partidos: “Trasladan a la gente que estamos por el interés general”. Y ha sido crítico con la actitud de la policía, sacando pecho porque cuando él era el ministro del Interior se produjeron las grandes manifestaciones del 15-M de 2011 y “no pasó nada, absolutamente nada” (en realidad sí hubo cargas entonces, aunque mucho menos violentas que las de estos días).

“La policía tiene que buscar un equilibrio. Hay que utilizar métodos proporcionados, porque si no al final es peor el remedio que la enfermedad. He visto algunas imágenes (de estos días)… Lo de Atocha es muy difícil de justificar”, ha afirmado el exministro, en referencia a la entrada de policías en la estación de Atocha de Madrid, disparando salvas al aire y zarandeando a viajeros en los andenes, de madrugada y a mucha distancia del Congreso.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS