Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

La casa de Trump en Clinton

Jim Rozean y su familia están contentos con el resultado de las elecciones. Esperan que haya un crecimiento económico

El cartel de bienvenida a Clinton (Montana).
El cartel de bienvenida a Clinton (Montana).

El pueblo está entre dos cadenas montañosas, precede a las Montañas Rocosas y tiene salida directa a la autopista. Las casas, que parecen caravanas, están juntas las unas de las otras. Estamos en Clinton, un pueblo de 506 habitantes en Montana. Aquí muchos todavía viven de la minería y de la búsqueda de oro y plata. A pesar del nombre, solo unos pocos han votado a Hillary Clinton.

"En esta casa solo viven personas que han votado a Donald Trump", asegura Jim Rozean de 63 años. Él vive con su mujer, sus dos hijos y un nieto viven en una de estas casas. Están muy contentos con el resultado de las elecciones. "Es un hombre de negocios, volverá a dirigir bien al país", cuenta el camionero. La economía automovilística volverá a rugir.

Karen Rozean, mujer, madre y abuela, asiente. "Ocho años de socialismo con Obama son suficientes", asegura la mujer de 49 años. El principal argumento contra los demócratas es el Obamacare. "Simplemente no nos lo podemos permitir". Solo algunos han votado a Hillary Clinton, los que se han embolsado dinero estatal, asegura.

El general, no la candidata

Es justo mencionar que el nombre del pueblo no tiene nada que ver con la familia Clinton, que no ha conseguido volver a instalarse en la Casa Blanca. En Estados Unidos hay por lo menos seis lugares con este nombre. Y este pueblo lleva el nombre de Henry Clinton, un general de la Guerra de Independencia de los Estados Unidos.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >