Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un general colombiano reitera que los militares apoyan el proceso de paz

Jorge Enrique Mora cierra el debate sobre su posible salida del equipo del Gobierno de Colombia que negocia con las FARC

Proceso de Paz de Colombia Ampliar foto
El general Enrique Mora durante una declaración este martes en Bogotá.

El general retirado del Ejército, Jorge Enrique Mora, uno de los hombres que mayor influencia tiene dentro de los militares en Colombia, cerró el debate sobre su posible salida del equipo que negocia la paz con la guerrilla de las FARC. En una declaración en Bogotá confirmó este martes que continúa en su rol de negociador "sin cambios" y recordó que las Fuerzas Militares "respetan, respaldan y acatan" las decisiones que el presidente Juan Manuel Santos busque para acabar con el conflicto armado por la vía negociada.

En Colombia hay una larga tradición de que las Fuerzas Militares deben, como menciona el general Mora, aceptar decisiones políticas como negociar con la guerrilla una salida para cinco décadas de guerra.

La polémica se encendió hace dos semanas, cuando opositores al proceso de paz en los que se incluye un sector de militares en retiro, cuestionaron el hecho de que Mora ya no esté de forma permanente en La Habana y sí en Colombia para hacer pedagogía de la paz en los cuarteles militares.

La decisión fue tomada por Santos e incluye al general de la Policía, también retirado, Óscar Naranjo. Tanto él como Mora estarán de manera intermitente en la mesa de negociaciones y visitarán guarniciones, en compañía del mandatario, para explicar los avances del proceso.

El anuncio generó críticas y dudas, ya que se realizó en un momento en que se está por definir con las FARC asuntos que involucran a los militares. Y fue tal la molestia que tres oficiales en retiro que trabajaban ad honoren como asesores externos de Mora, renunciaron calificando de perjudicial alejarlo de la mesa, como lo ordenó el presidente.

El general Mora, que ingresó al Ejército en 1965 y protagonizó varios de los golpes más fuertes que han recibido las FARC, reconoció que esos interrogantes son inevitables y válidos, pero aseguró, como ya lo ha hecho en otras ocasiones, que en La Habana no se negocia la doctrina militar o que se vayan a reducir a sus integrantes. "El tema Fuerzas Militares y Policía no hacen parte de los acuerdos con las FARC, tampoco, mucho menos, de las famosas salvedades o pendientes", dijo en referencia a los asuntos que han ido quedando para el final de la negociación y que tienen que ver con desarrollo agrario, participación política y narcotráfico, puntos que ya arrojaron acuerdos parciales. También le pidió a sus asesores que regresaran porque, según dijo, comparte con ellos la "búsqueda del mejor acuerdo para nuestros compatriotas e instituciones".

Santos ya había atizado la polémica cuando, en medio de una reciente visita a la base militar de Tolemaida y frente a cientos de militares, denunció que hay generales en retiro que intentan dividir a la milicia frente al proceso de paz.

El presidente considera que hay una campaña de desprestigio de "algunos oficiales" que hablan en nombre de Acore, una asociación de militares retirados, que estarían divulgando por redes sociales "afirmaciones mentirosas sobre supuestas concesiones a las FARC", dijo. Acore lo desmintió y le pidió pruebas al mandatario, a lo que se sumó el procurador general, Alejandro Ordóñez, otros de sus críticos, quien pidió la lista de los implicados. 

Desde el inicio de los diálogos de paz en noviembre de 2012, algunos militares y opositores, que han expresado sus dudas sobre lo que negocia el Gobierno con las FARC en temas tan decisivos y polémicos como qué tanta justicia pagarán los responsables de delitos cometidos en el marco del conflicto.

Santos se mantiene en que no permitirá que las Fuerzas Armadas queden "en desigualdad de condiciones en materia de beneficios jurídicos".

Mora, por su parte, dijo este martes que el acuerdo de paz no es para restar o debilitar. "Estamos en el proceso con el inmenso compromiso de sumar por una Colombia mejor".