Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

China recrimina a México la paralización del contrato ferroviario

El primer ministro chino, Li Keqiang, pide un trato "justo" para las empresas chinas que quieran invertir en el país norteamericano

El presidente mexicano y su mujer, a su llegada al aeropuerto de Pekín
El presidente mexicano y su mujer, a su llegada al aeropuerto de Pekín EFE

Pekín expresó hoy su decepción a México por la decisión de paralizar la concesión del contrato para el tren de alta velocidad entre Ciudad de México y Querétaro a un consorcio encabezado por la empresa estatal china China Railway Construction Corporation (CRCC). En una bilateral con el presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, en el marco de la cumbre del Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC), el primer ministro chino, Li Keqiang defendió el buen hacer del consorcio e instó a México a tratar de manera “justa” a las empresas chinas que quieran invertir allá, informa la agencia de noticias china Xinhua.

No obstante, Li consideró que México ha mostrado una “actitud positiva” tras la paralización del contrato, por lo que -asegura Xinhua- Pekín seguirá alentando a las compañías chinas a participar en proyectos de infraestructuras en ese país, incluido el ferrocarril de alta velocidad. La construcción de infraestructuras, aseguró, es la prioridad de la cooperación bilateral. Pero los dos países también pueden ampliar su cooperación en áreas como la energía, las finanzas o la alta tecnología, según el primer ministro.

Por su parte, Peña Nieto, que ha hecho del acercamiento a Pekín una de las prioridades de su política exterior, aseguró que México mantiene su bienvenida a las empresas chinas que quieran participar en proyectos de alta velocidad. Según Xinhua, reconoció que la cooperación con la parte china en el proyecto Ciudad de México-Querétaro fue “completamente transparente” y se comprometió a defender los derechos legales de las empresas chinas.

El Gobierno mexicano anunció hace una semana la adjudicación del contrato por valor de 4.800 millones de dólares a CRCC, asociada a varias empresas mexicanas acusadas de estar en la órbita del PRI, el partido gobernante. La propuesta técnica y económica de ese consorcio fue la única que se presentó. El viernes, el Ejecutivo anunció la paralización de la concesión ante las críticas surgidas y para “fortalecer la absoluta claridad, legitimidad y transparencia”.

El presidente mexicano permanecerá en China para una visita de Estado hasta el jueves, cuando se reunirá con su homólogo chino, Xi Jinping. El jefe de Estado mexicano continuará después viaje a Australia para participar en la cumbre del G20, en una gira que ha debido acortar debido a la tensión por la desaparición y presunto asesinato de los 43 estudiantes de Iguala.

21 líderes de otras tantas economías de Asia Pacífico, entre ellas Perú y Chile, se han dado cita este lunes y martes en Pekín para participar en la cumbre de la APEC.