Italia pide a la UE más solidaridad para los países que más inmigración reciben

Los ministros de Interior de los Veintiocho se reunirán el martes para discutir las consecuencias del desastre

Varios cuerpos del naufragio, hoy.
Varios cuerpos del naufragio, hoy.FRANCO LANNINO (EFE)

La tragedia de Lampedusa ha levantado un clamor en el Gobierno italiano pidiendo de la Unión Europea más solidaridad para hacer frente a la llegada masiva de inmigrantes y una política de migración común. 'La política de inmigración por ahora no es comunitaria. Esperemos que tragedias de este tipo abran los ojos también a otros gobiernos europeos para cambiar esta política', explicó la ministra de Asuntos Exteriores del Gobierno de Letta, Emma Bonino. El martes, los ministros de Interior de los Veintiocho se reunirán en Bruselas para discutir las consecuencias del desastre que ha segado las vidas de más de 110 personas.

Mientras, el viceprimer ministro italiano y ministro del Interior, Angelino Alfano, anunció en Lampedusa que el presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durão Barroso, ha prometido que viajará pronto al lugar de la tragedia. "Le enseñaremos cómo verdaderamente esta isla es la puerta de Europa", dijo hoy Alfano, quien agregó que "Italia levantará su voz en Europa par modificar los acuerdos de Dublín, que cargan demasiado a los países con mayor ingreso de inmigrantes".

Para el ministro de Infraestructuras, Maurizio Lupi, "ha llegado la hora de que Italia levante la voz en Europa. No podemos seguir solos afrontando este problema. La UE tiene que moverse con nosotros". Algunos diputados del Partido Demócrata (PD), que forma parte de la coalición gubernamental, han pedido al presidente del Gobierno, Enrico Letta, que inste a la creación en Europa de "pasillos humanitarios para asistir a los inmigrantes que llegan, así como una nueva política de acogida basada en una mayor solidaridad de los países de la UE".

La Comisión Europea, por su parte, ha recordado este viernes a las autoridades italianas que la gestión y control de las fronteras es competencia exclusiva de los Estados miembros, aunque Bruselas puede darles apoyo si así se lo piden. Además, ha apuntado que existe una obligación de socorro en alta mar según el derecho marítimo internacional por el que se debe auxiliar a un buque a la deriva, si bien ha evitado pronunciarse sobre la norma italiana que castiga la ayuda a un inmigrante irregular con el argumento de que no es competencia comunitaria.

"Cada vez que hemos sido contactados por un país que nos ha pedido ayuda para el control de sus fronteras y la llegada de refugiados, hemos respondido en la medida de nuestros recursos y de nuestras competencias", ha declarado en una rueda de prensa el portavoz comunitario de Interior, Michele Cercone.

La enésima tragedia frente a las costas de Lampedusa ha reabierto un debate interno en Italia a raíz de la controvertida ley sobre la inmigración aprobada en 2008 por el Gobierno de Silvio Berlusconi y en la que se endureció la expulsión de los indocumentados y se redujo las posibilidades para la entrada de inmigrantes en el país.

Únete ahora a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites
Suscríbete aquí

De la discusión en Bruselas, que se ha incluido en el último minuto en la agenda del consejo de ministros de Justicia e Interior prevista para el 7 y 8 de octubre en Luxemburgo, no se espera la adopción de ninguna medida concreta, sino un llamamiento para prevenir futuras tragedias haciendo uso de instrumentos como Frontex, agencia encargada de la gestión de las fronteras exteriores de los Estados miembros, o Eurosur, sistema europeo de vigilancia de fronteras, para la vigilancia de fronteras.

La comisaria europea de Interior, Cecilia Malmström ha hecho un llamamiento para que se redoblen los esfuerzos contra los traficantes que explotan la "desesperación" de inmigrantes .

Está previsto que el ministro italiano de Interior, Angelino Alfano, explique lo sucedido a sus homólogos y reitere sus peticiones de solidaridad para que los países del norte de la UE asuman también parte de los refugiados que llegan a sus costas, así como a los de Malta y Grecia, principalmente. Fuentes diplomáticas indican que no se espera que se tomen medidas en ese sentido pues algunos países, entre los que está España, ya acogen un gran número de ese tipo de inmigrantes.

En lo que va de año, se han contabilizado 52.037 refugiados sirios en la UE, Suiza y Noruega, de los que la mayoría están en Alemania y Suecia, con el 59% de las recepciones.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción