VISITA HISTÓRICA A LA HABANA

Carter comenta con la disidencia cubana la situación de los derechos humanos

El ex presidente norteamericano visita el Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología, tras las acusaciones de Washington de que Cuba fabrica armas biológicas

La Habana / Cuba - 12 may 2002 - 22:00 UTC

El ex presidente estadounidense Jimmy Carter se ha reunido hoy en La Habana con los máximos representantes de la disidencia a los que ha expresado su apoyo al Proyecto Varela, una eventual consulta popular para propiciar cambios en la isla, según han informado fuentes de la oposición al régimen castrista. Carter ha comentado con los disidentes la situación de los derechos humanos y políticos en la isla.

Más información

En el segundo día de una histórica visita a Cuba, Carter, el norteamericano de mayor relevancia en visitar la isla desde la revolución de 1959, ha convocado a Oswaldo Payá y Elizardo Sánchez Santa Cruz, líderes de sendos movimientos opositores cubanos, para compartir un desayuno de trabajo en el hotel donde se aloja en La Habana Vieja, zona colonial y turística de la capital cubana.

El disidente Osvaldo Payá, del opositor Movimiento Cristiano Liberación (MCL), ha declarado a la prensa que durante su encuentro con Carter charlaron "sobre los prisioneros políticos, sobre la situación de la isla en general y el Proyecto Varela", que pide al Parlamento cubano un referéndum sobre asuntos relacionados con los derechos humanos, económicos y sociales en Cuba, avalados por unas 10.000 firmas presentadas por los opositores ante la Asamblea Nacional de Cuba la semana pasada. Según Payá, Carter ha dado su respaldo a esa línea pacífica y "cree que es positivo que nosotros trabajemos en esta línea legal, constitucional".

Elizardo Sánchez Santa Cruz, líder de la Comisión Cubana de Derechos Humanos y Reconciliación Nacional (CCDHRN), ha señalado que "lo más impresionante para mí es la buena voluntad con la que este hombre ha venido a Cuba".

Sánchez Santa Cruz ha asegurado, por su parte, que no había hecho ninguna petición especial a Carter sobre la liberación de algunos de los más de 200 presos políticos que hay en Cuba. Sánchez ha explicado al ex presidente las limitaciones que sufre la disidencia y expresar su oposición al Gobierno del presidente Fidel Castro. "Cabe esperar que los dos gobiernos aprovechen esta ocasión para tratar de iniciar un viraje en las relaciones bilaterales, que no pueden ser peores", ha dicho.

El ex presidente de EEUU (1977-81) ha visitado después en compañía del jefe del Estado de Cuba, Fidel Castro, el Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología, centro de la última polémica entre EE UU y Cuba, ya que Washington ha lanzado contra La Habana la acusación de que en alguna de sus plantas de investigación se fabrican armas biológicas.

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50