Un hombre abandona a su hijo cuatro horas en el coche para ir a un club de alterne

Una patrulla de la Policía Nacional encontró al niño de tres años en el vehículo y los agentes descubrieron que no era la primera vez que el padre actuaba así

Lugar donde fue encontrado el niño abandonado en el coche, en San Blas (Madrid).
Lugar donde fue encontrado el niño abandonado en el coche, en San Blas (Madrid).Google Maps

Los dos agentes estaban realizando su ruta habitual un jueves por la noche en San Blas, un distrito al este de Madrid, cuando vieron a un niño solo dentro de un coche. Un saludo, unos toques en la ventanilla y un intento de abrir la puerta del copiloto, donde el pequeño estaba sentado. Sorprendentemente el vehículo no estaba cerrado con llave. “¿Dónde están tus padres? ¿Con quién estás?”, lo interrogó uno de los policías. El niño de tres años señaló un local que estaba justo frente al coche, al otro lado de la calle. Era un club de alterne al que el hombre había entrado cuatro horas antes.

A través de la matrícula del coche, los policías consiguieron localizar a la madre del menor y se lo entregaron, pero el despropósito del progenitor que había abandonado a su hijo no acabó ahí. Cuando advirtió la presencia de los policías en el local, al que accedieron para intentar dar con él, trató de escapar por una puerta trasera de emergencia de las instalaciones. En ese momento fue interceptado y detenido por los agentes, que constataron, gracias a las cámaras de seguridad, que el hombre había entrado al club sobre las ocho y media de la tarde.

Cliente habitual

El pequeño no dudó en indicar el sitio al que había entrado su padre, una entrada con un letrero en el que se lee “discoteca”, con las habitaciones ubicadas en el piso superior. Al lado del luminoso con el nombre del negocio, una silueta de una mujer en postura sensual. No era la primera vez que el menor estaba en esa zona porque, según descubrieron los agentes al interrogar a algunos de los trabajadores del local, el padre ya había abandonado al pequeño, mientras él acudía al burdel en anteriores ocasiones. El detenido, español de 36 años, era habitual de este club, ubicado a cinco minutos del recinto ferial y del aeropuerto, tal y como destaca en su página web, y que ofrece stripteases de martes a sábado.

El club de alterne se encuentra en una zona apartada de bloques residenciales y está rodeado de descampados que sirven como aparcamiento. “El hecho de dejar la puerta abierta aumenta los peligros a los que estaba expuesto el menor, porque podría haber salido en una zona en la que circulan coches, escaparse...”, apuntan fuentes policiales. El hombre fue detenido por un delito de abandono temporal del menor.

Suscríbete aquí a nuestra newsletter diaria sobre Madrid.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Sobre la firma

Patricia Peiró

Redactora de la sección de Madrid, con el foco en los sucesos y los tribunales. Colabora en La Ventana de la Cadena Ser en una sección sobre crónica negra. Realizó el podcast ‘Igor el ruso: la huida de un asesino’ con Podium Podcast.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS