corrupción

Carlos Fabra recibió 100.000 euros por mediar para la construcción de una tienda de deportes, según Anticorrupción

La Fiscalía describe cómo se intentó dar cobertura legal a la operación como una venta de fincas que el dirigente del PP no poseía

Carlos Fabra, en las Cortes Valencianas.
Carlos Fabra, en las Cortes Valencianas.Europa Press / Europa Press

El expresidente de la Diputación de Castellón y del PP provincial, Carlos Fabra, cobró 100.000 euros por las labores de mediación en la construcción de una conocida marca de tiendas de deportes que finalmente se instaló en el municipio castellonense de Onda, según la Fiscalía Anticorrupción. De hecho, según consta en uno de los escritos de Fiscalía, en el registro que los agentes de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) realizaron en el domicilio de Fabra, hallaron una carta de agradecimiento de la empresa que construyó el establecimiento por sus gestiones ante el alcalde de la localidad, Salvador Aguilella (PP).

Carlos Fabra ha sido procesado por el titular del juzgado número 4 de Castellón que ha encontrado indicios de que ocultó su patrimonio para impedir la ejecución de su condena por cuatro fraudes fiscales, percibió sobornos y blanqueó dinero. Los 100.000 euros percibidos por la gestión en Onda fueron en realidad un cohecho, según la Fiscalía. El exdirigente del PP manejó, entre 2007 y 2017, 2,7 millones de euros en metálico y percibió 3,5 millones de euros en “préstamos personales” que, en su mayoría, no fueron devueltos ni reclamados, por lo que Anticorrupción considera que realmente son “donaciones en consideración de sus cargos y por su influencia política”.

Más información

En el caso de la tienda de deportes, en el registro en el domicilio de Fabra se encontró también un documento con el que “dar cobertura de legalidad” a esa entrega de dinero. Así, se redactó un contrato con opción de compra entre la empresa que impulsaba el establecimiento y el entonces dirigente del PP sobre tres fincas en la Urbanización La Coma (Borriol) “que se decía que eran propiedad de Carlos Fabra (…) habiéndose comprobado que no lo era de ninguna de ellas”. La causa no se ha seguido contra el representante de la cadena de tiendas, puesto que falleció.

En otra de las operaciones descritas por Anticorrupción, la “negociación” se produjo para la instalación de una planta incineradora en L´Alcora. Según declaró el empresario que entregó 50.000 euros a Fabra ―pese a que le había pedido 100.000―, las gestiones se hicieron por el interés del dirigente del PP en realizar unas diligencias con la entonces alcaldesa, Mercedes Mallol, para la construcción de la incineradora. Según recoge la Fiscalía, Carlos Fabra “solicitó un préstamo, dejándole solo 50.000” que no devolvió y por lo que se concretó como garantía de pago unas obras de arte del dirigente del PP. El proceso tampoco se dirige contra estos, dado que los hechos no pueden considerarse delito porque han prescrito.

Archivado En:

Más información

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50