Generalitat de Cataluña

Pere Aragonès, elegir a un presidente de la Generalitat contra reloj

El próximo viernes, posible fecha de investidura en el Parlament

El president de la Generalitat en funciones, Pere Aragonès (i) y el secretario general de Junts, Jordi Sànchez (d) durante una rueda de prensa en los jardines del Palau Robert.DAVID ZORRAKINO / EUROPA PRESS / VÍDEO: QUALITY

La situación no es nueva, aunque no por ello deja de ser de infarto. La elección de Carles Puigdemont como presidente de la Generalitat, en enero de 2016, también fue en el tiempo de descuento y tras arduas discusiones entre los partidos independentistas catalanes. La investidura de Pere Aragonès como nuevo president se producirá pocos días antes del 26 de mayo, la fecha en la que, si no se ha elegido al presidente de la Generalitat, termina el plazo legal para evitar que se disuelva el parlamento autonómico y para que se convoquen unas nuevas elecciones.

Aragonès presentará esta semana su candidatura a Laura Borràs, la presidenta de la Cámara legislativa catalana. La fecha exacta de la votación depende la aprobación del acuerdo de investidura por parte de las bases de Junts per Catalunya. La aprobación interna en Junts, según ha indicado este lunes el secretario general del partido, Jordi Sànchez, se daría el próximo miércoles.

Salvador Illa, presidente del grupo parlamentario del Partit dels Socialistes de Catalunya (PSC), ganador de las pasadas elecciones autonómicas, también ha anunciado que volverá a solicitar presentarse a la investidura. Borràs, que es dirigente de Junts, lo rechazó hace dos meses por la falta de apoyos a favor del líder socialista. Borràs iniciará una nueva ronda de contactos con todos los grupos parlamentarios para determinar qué candidato tiene más apoyos. Con toda probabilidad el elegido será Aragonès, puesto que Illa solo cuenta con los votos de los 33 diputados socialistas.

Borràs deberá convocar el pleno de investidura. Aunque no hay un plazo establecido de tiempo para ello, el departamento de prensa del parlamento catalán indica que lo habitual es que la presidencia de la Cámara establezca la fecha del pleno 48 horas después de convocarlo. Borràs puede iniciar las conversaciones con los partidos en el momento en el que ERC oficialice la candidatura de Aragonès en el parlamento. Si esta se registra el miércoles, lo más probable es que el pleno de investidura se celebre el próximo viernes, 21 de mayo.

Más información

Este pleno volverá a repetir el mismo procedimiento que el de la frustrada investidura del pasado marzo: Aragonès ofrecerá un discurso como candidato y recibirá el turno de réplicas del resto de fuerzas parlamentarias. Después de ello, se votará su investidura, que debe salir adelante con mayoría absoluta. El actual vicepresidente de la Generalitat contaría con esta mayoría gracias a los votos de los republicanos, de Junts y de la CUP. Si no obtuviera la mayoría absoluta, 48 horas después se sometería a una segunda votación en la que solo necesitaría una mayoría simple para ser investido.

Una vez elegido presidente de la Generalitat por el parlamento, debe oficializarse su cargo con el nombramiento por parte del jefe de Estado, el Rey, y con la publicación de su elección en el Diario Oficial de la Generalitat de Cataluña. Ni el Estatuto de Autonomía ni la Ley presidencia de la Generalitat establecen fecha límite para el nombramiento de los consejeros del Govern, una potestad del presidente del Ejecutivo, ni para su toma de posesión.


Archivado En:

Más información

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50