El caso Púnica

El juez del ‘caso Púnica’ ofrece a un senador del PP declarar voluntariamente como imputado al estar aforado

David Erguido está vinculado con el desvío de 224.000 euros de fondos públicos para pagar mítines del partido y fiestas privadas

El senador del Grupo Popular David Erguido, el 14 de julio de 2020.
El senador del Grupo Popular David Erguido, el 14 de julio de 2020.EUROPA PRESS/J. Hellín. POOL / Europa Press

El juez de la Audiencia Nacional Manuel García-Castellón ha ofrecido al diputado autonómico madrileño y senador del PP David Erguido declarar voluntariamente como imputado en el sumario del caso Púnica en relación con el supuesto desvío de 224.000 euros de fondos públicos para pagar mítines del partido y fiestas privadas durante su etapa como concejal en la localidad madrileña de Algete (20.000 habitantes), entre 2003 y 2011. El magistrado ofrece a Erguido, una persona considerada en el pasado muy próxima al presidente nacional del partido, Pablo Casado, acudir a la Audiencia Nacional para declarar acompañado de abogado. De acogerse Erguido a su derecho como aforado a no declarar en los tribunales comunes, el juez iniciará los trámites para que pueda ser investigado en el Tribunal Supremo.

Erguido está relacionado con la pieza 7 del macrosumario, la dedicada a los contratos públicos amañados con la mercantil Waiter Music durante la etapa de Francisco Granados como consejero de la Comunidad de Madrid. Según la investigación, Erguido, la entonces alcaldesa de Algete, Inmaculada Juárez, y un cargo de confianza de su partido, Lorenzo del Triunfo, desviaron presuntamente a partir de 2007 fondos públicos para organizar cuatro actos del partido en la localidad y dos eventos privados, entre ellos la fiesta de comunión del hijo de Juárez, valorada en 41.800 euros.

Erguido supuestamente participó en la elaboración de los pliegos para licitar, al menos, ocho contratos públicos para la organización de festejos en la localidad dando indicaciones a los técnicos que debían redactarlos. Todos los contratos fueron adjudicados de manera irregular a la empresa Waiter Music, propiedad José Luis Huerta, amigo de Granados e imputado en la causa. Entre ese año y 2014, Huerta facturó 1,9 millones de euros al Ayuntamiento de Algete.

La Guardia Civil también afirma que Erguido “supervisó, autorizó y dio el visto bueno” a 16 facturas que se abonaron a Waiter Music por la organización de siete eventos y que reflejaban un “incremento deliberado” de su cuantía cuando no eventos inexistentes. Estas facturas sirvieron supuestamente para desviar cerca de 79.000 euros para pagar actos del partido —entre ellos, dos mítines valorados en 21.000 euros— y fiestas privadas.

Entre estas últimas, la UCO señala una organizada por Waiter Music el 7 de marzo de 2008 que los investigadores relacionan directamente con Erguido al aparecer en la contabilidad intervenida al empresario con una referencia explícita al hoy senador. El documento policial señala que se contrató a un grupo de cuatro mariachis por 1.800 euros para que actuara en una fiesta en el Campo de Golf del Canal de Isabel II, en Madrid. Esa cuantía fue posteriormente pagada “con dinero público destinado al pago de otros eventos celebrados en el municipio de Algete y fondos públicos obtenidos de la Comunidad de Madrid”, concluye la Guardia Civil.

Lo más visto en...

Top 50