Narcotráfico

Los narcos que se hacían fotos en camas llenas de billetes y que atesoraban 500 piezas arqueológicas

La Guardia Civil desarticula a un clan familiar de un municipio sevillano dedicado al tráfico de droga y al expolio de patrimonio histórico

Material incautado a un clan dedicado a la droga y el expolio.
Material incautado a un clan dedicado a la droga y el expolio.Guardia Civil

Llevaban un alto nivel de vida del que alardeaban en redes sociales, pero no se les conocía una actividad laboral remunerada que explicara sus viajes a toda velocidad por el centro de la localidad sevillana de Mairena del Alcor (23.400 habitantes) al volante de coches Lamborghini o Ferrari o sus fotografías acostados en camas cubiertas de billetes de 50 euros. Ese volumen de excesos unido al incremento de denuncias en la localidad por robos en viviendas y episodios violentos derivados de la venta de droga, han precipitado la caída de un clan familiar y que la Guardia Civil detenga a 13 de sus miembros.

El robo y la venta de droga no eran su única fuente de ingresos. En los registros domiciliarios que realizaron los investigadores se localizaron 500 piezas de patrimonio arqueológico sustraídas de distintos yacimientos, de “valor incalculable” según asegura la Guardia Civil. Un experto de la Junta de Andalucía está investigando las vasijas extraídas de tumbas romanas, monedas íbero-romanas, hachas pulimentadas de bronce y piedra del período calcolítico, espadas, abrecartas y el resto del patrimonio histórico incautado, mientras se espera la orden judicial que autorice su peritación. Se ignora todavía si el expolio era otra rama de negocio clandestino paralela al del tráfico de estupefacientes al que se dedicaba el clan o si todo estaba relacionado.

Además de vender droga y de robar utilizando el bumping ―método que permite abrir cerraduras sin forzarlas― los detenidos tenían una vivienda que utilizaban como fumadero 24 horas al día. Allí sus clientes acudían a cualquier hora a comprar y fumar bazuco, mezcla de heroína y cocaína, lo que les obligaba a tener que hacer guardia todo el día. Otro de los pisos de los que disponía el clan únicamente se empleaba para el despacho de estupefacientes y en él se extremaban las medidas de seguridad hasta el punto de dejar un todoterreno pegado a la puerta para dificultar el acceso al interior.

En los registros, además del medio millar de piezas arqueológicas, los agentes intervinieron varias dosis preparadas de metadona, mezcla de heroína y cocaína, joyas, una moto de agua, una motocicleta, ocho vehículos y otros objetos que se estima que proceden de los numerosos robos perpetrados en la zona.

Las investigaciones comenzaron en diciembre del año pasado ante la creciente alarma social desatada en Mairena del Alcor. Los agentes pronto estrecharon la vigilancia sobre un clan que tampoco hacía mucho por pasar desapercibido. Las fotos compartidas en redes sociales de varios de sus miembros arrojando dinero a mujeres, acostados bajo sábanas de billetes de 50 euros o circulando a toda velocidad en coches de lujo por las calles del municipio terminaron de estrechar el cerco hasta hacerles caer.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterFORMACIÓN CON DESCUENTO

Lo más visto en...

Top 50