Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
ENTREVISTA | ANNE BESSON, DIRECTORA DE MERCADOTECNIA DE LEGO IBERIA

“Las piezas de Lego están pensadas para durar generaciones”

La empresa juguetera se propone usar solo material sostenible a partir de 2030

Anne Besson, directora de mercadotecnia de Lego Iberia y Francia, sujetando una pieza de la marca.
Anne Besson, directora de mercadotecnia de Lego Iberia y Francia, sujetando una pieza de la marca. Le Figaro

Lego quiere que en 2030 sus clientes construyan barcos, naves espaciales o automóviles de juguete hechos solo con materiales biodegradables. Cinco años antes, en 2025, los amantes de las populares piezas montables ya no verán ni rastro de plástico de un solo uso en los envases. Anne Besson (París, 46 años), directora de mercadotecnia de Lego Iberia y Francia, eleva a "promesa" esta política medioambiental a plazos. Así es como la juguetera danesa quiere desterrar el petróleo de sus populares ladrillos de colores.

Besson atiende en inglés a esta entrevista por videoconferencia  desde la sede de Lego en París. 

Pregunta. ¿Están cumpliendo con los plazos para eliminar los plásticos nocivos? 

Respuesta. La promesa de eliminar las bolsas de plástico de un solo uso en envoltorios va por buen camino. En 2030 será sustituido por materiales de origen biológico en todos los elementos. El grupo adelantó la fecha de 2032 a 2030, y en 2018 ya lanzamos algunos elementos que se obtienen de la caña de azúcar. 

P. Esos elementos biodegradables suponen el 1% o el 2% de sus piezas: precisamente las que representan figuras botánicas [hojas, arbustos o árboles]. ¿Fue costoso conseguir que esas piezas tuviesen propiedades similares a las que proceden del petróleo?

R. Ese es el gran desafío. Por eso es en 2030 y no de inmediato. La promesa de Lego es sustituir y replicar la misma calidad y seguridad en los materiales biodegradables. La seguridad es importante y esto lleva tiempo. Requiere paciencia e inversión. 

P. ¿A qué problemas se enfrentan para que las piezas biodegradables encajen como lo hacían las de petróleo?

R. Hay tres elementos importantes. Uno, la calidad. Aunque el material es diferente, hay que encontrar las mismas propiedades para que duren tanto como las piezas de esta generación. Después, la seguridad: tenemos que garantizar que los elementos de origen vegetal no se deshacen en trozos. Por último, contar con los colaboradores adecuados para que cumplan nuestros criterios. 

P. Han probado más de 200 materiales en el Centro de Sostenibilidad. Muchos se deformaban, perdían los colores... ¿Han conseguido lo que buscaban?

R. Intentamos replicar la calidad exacta de los ladrillos. Forma parte de Lego que las piezas de plástico no se desperdicien. Este material está pensado para durar generaciones y generaciones. Para figuras botánicas lo que se ha encontrado está bien. Confiamos en obtener la misma calidad como hemos hecho con el material de la caña de azúcar. 

P. ¿Qué se está haciendo en estos momentos en el Centro de Sostenibilidad? 

R. Buscar elementos de origen vegetal que no dañen el medio ambiente y que reemplacen las partes del plástico. Tenemos 20 tipos distintos. Todos tienen que ser de origen vegetal. Los blandos y flexibles, que son las figuras botánicas, ya se han sustituido. 

P. ¿Es más costoso o más barato el proceso de obtención del nuevo plástico frente al proceso por el que se consiguen las piezas de petróleo? 

R. No sé decir si es o no más barato. Lo que requiere es inversión y el grupo ha invertido unos 130 millones de euros para evolucionar hacia alternativas vegetales [facturó más de 6.600 millones de euros en 2018].

P. ¿Los clientes van a notar el cambio de materiales en el precio final del producto?

R. El material no tiene que afectar al consumidor ni a los padres. Quizás algunos de los elementos costarán más, otros menos, pero al final no queremos que impacte en lo que tiene que pagar el consumidor.  No va a cambiar el precio. 

P. ¿En qué áreas geográficas ha empezado la transición de materiales y cuándo será el turno de España?

R. Tenemos una fecha conjunta para los lanzamientos. En las fábricas haremos los mismos progresos. La inversión es global. España no se va a quedar atrás.

P. ¿Será en 2030 cuando se lancen las alternativas biodegradables que todavía no están listas?

R. Ese año todos los elementos de plástico serán de origen vegetal. Pero será progresivo. Ahora ya comercializamos dos series de productos de origen vegetal. Cuando consigamos un nuevo tipo, lo introduciremos en nuestros paquetes. Tan pronto un componente es reemplazado, se introduce. 

P. De las 18.549 toneladas de residuos que Lego generó en 2018, reciclaron el 93%. ¿Cómo consiguen cuotas tan altas a lo largo de tantos años?

R. El 100% de los desechos de plástico se reciclan. En el modelaje de los ladrillos siempre hay una parte fuera del molde que no se puede usar. Entonces la cogemos, la reagrupamos, la calentamos y la reutilizamos en el siguiente modelado. Además, tenemos cero desperdicios en energía y agua, y el 75% del embalaje de cartón es reciclado. 

P. Según la compañía, del millón de toneladas anuales de CO2 que emiten, en torno al 75% procede de la materia prima. ¿A cuánto estiman que bajará el impacto en 2030?

R. El grupo, más allá de eso, está comprometido en reducir las emisiones. Tenemos plantas regionales, una en cada continente, para limitar el transporte. Todos los elementos plásticos que producimos se renuevan. Cogemos los residuos y los reutilizamos. También invertimos en energías renovables. 

P. Alcanzaron primero el objetivo de obtener el 100% de la energía de fuentes renovables. ¿Por qué empezaron antes por esto y no por el plástico? 

R. Todos los proyectos son igual de importantes. El plástico está suponiendo años de investigación para encontrar materiales de calidad. Hacerlo bien con este material cuesta más. Lo bueno es que no se desperdicia. Puedes encontrar tres generaciones de ladrillos porque todavía tienen buena calidad y se pueden utilizar. 

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información