X
Privacidad y Cookies

Utilizamos Cookies propias y de terceros para ofrecer un mejor servicio y experiencia de usuario.

¿Permites el uso de tus datos privados de navegación en este sitio web?

Protestas contra la película infanfil ‘Peter Rabbit’ por incluir un “ataque deliberado” a un alérgico

La productora reconoce que "no debería haber tratado a la ligera" el problema, "ni siquiera de forma caricaturesca" y lamenta no haber sido más consciente y sensible

Elizabeth Debicki como Mopsy, junto a los personajes Flopsy, Benjamin, Bea, Peter Rabbit y Cottontail, en una escena de la cinta de animación 'Peter Rabbit'. EFE

La película familiar Peter Rabbit, que se ha estrenado el pasado fin de semana en Estados Unidos, está recibiendo virulentas críticas debido a su peculiar tratamiento de las alergias alimentarias. Dirigida por Will Gluck, es una adaptación del cuento clásico homónimo de Beatrix Potter y cuenta la lucha de un conejo rebelde y el hijo de un granjero con malas pulgas por el dominio de un huerto y por el amor de una vecina. En la cinta, de Sony Pictures y que mezcla animación y personajes de carne y hueso, el conejo se entera de que su enemigo, Tom, es alérgico a las moras y urde un plan para bombardearlo con tirachinas con estos frutos hasta que uno le entra en la boca. Tom sufre un shock anafiláctico y tiene que inyectarse Epinefrina. Asociaciones de alérgicos subrayan que se trata de un "ataque deliberado", lo que interpretan como bullying a los alérgicos, y han lanzado un boicot la película. Sus creadores han pedido disculpas.

En Reino Unido, la organización sin ánimo de lucro Allergy UK asegura que la cinta se burla de las personas alérgicas y la ha tildado de "irresponsable". "No para de sonarnos el teléfono con llamadas sobre 'Peter Rabbit', que ha preocupado profundamente y ha molestado a nuestra comunidad", confiesan en Facebook. Su consejera delegada, Carla Jones, ha emitido un comunicado en el que subraya que "la anafilaxia puede matar y lo hace". "Incluir una escena en una película para niños con una reacción alérgica grave y no hacerlo de forma responsable es inaceptable", sentencia, para añadir que esperan "una respuesta significativa" de su comunidad y "la retirada de la película ".

En EE UU, la organización benéfica Kids With Food Alergies publicó un post de advertencia a los padres el sábado en Facebook, en el que calificaba la escena de "inquietante" y pedía a los padres que hablaran con sus hijos al respecto antes de que vieran la película. "Las bromas sobre las alergias alimentarias son dañinas para nuestra comunidad", asegura la entidad, que recuerda que "el miedo y la ansiedad" que sienten las personas cuando experimentan una reacción alérgica es "muy real".

"Frivolizar sobre esta condición perjudica a nuestros miembros porque alienta al público a no tomarse en serio el riesgo de reacciones alérgicas y puede hacer que actúen de forma que puedan poner en peligro a una persona alérgica", añade la nota en su muro, que se ha hecho viral. Kids With Food Alergies ha hecho pública además una carta abierta a los responsables de la cinta, en la que el presidente de la fundación a la que pertenecen, Ashtma and Allergy Foundation of America, Kenneth Mendez, invita a Sony a que "examine su representación del acoso a los alérgicos en películas dirigidas a un público joven". 

Según Mendez, que representa a 15 millones de estadounidenses que sufren este problema, no es la primera vez que Sony se toma a la ligera el asunto, que ya aparece en Los Pitufos y Lluvia de albóndigas"Es extremadamente importante que las personas con alergia a los alimentos eviten los alimentos a los que son alérgicos, ya que el contacto con su alergeno puede causar una reacción alérgica potencialmente mortal", recuerda Mendez, que asegura que "ha habido casos de niños que usan alimentos para intimidar y agredir a otros niños con alergias" y que algunos han terminado "con la muerte" de la víctima y el procesamiento de los atacantes. En España, una mujer fue detenida el pasado noviembre por atacar con pipas de calabaza a su expareja. En Londres, un niño de 13 años murió en julio tras ser atacado por sus compañeros con queso. 

"Pedimos a los cineastas que trabajen con nosotros para crear conciencia sobre la gravedad de las alergias a los alimentos y ayudarnos a promover actitudes positivas y entornos seguros para los niños con alergias alimentarias", añade, al tiempo que pide a Sony que se "abstenga" de burlarse de las alergias alimentarias en el futuro. En Facebook, Kids With Food Alergies admite que "las reacciones" de su comunidad ante esta película son "mixtas". "No es necesario que una película muestre a los personajes atacando intencionalmente a otro con su alergeno alimentario para desencadenar una anafilaxia", reconocen. Otro grupo estadounidense, Food Allergy Research & Education, también ha publicado una advertencia sobre el contenido de la película.

En Australia, otra organización benéfica, Global Anaphylaxis Awareness and Inclusivity (Globalaai), se declara "consternada" por la escena y ha puesto en marcha una petición en Change.org a la que se han sumado 9.000 personas en apenas unas horas. La entidad asegura que no solo se pone en riesgo a "personas alérgicas inocentes" sino que es "desgarradoramente irrespetuosa con las familias de aquellos que han perdido a sus seres queridos por anafilaxia". En las redes, este fin de semana ha tenido mucho eco el hashtag #BoycottPeterRabittMovie.

Tal ha sido el ruido que Sony Pictures ha pedido perdón por la escena en un comunicado este domingo. En la nota, reconocen que "no deberían haber tratado a la ligera" a un personaje alérgico "ni siquiera de forma caricaturesca" y lamentan no haber sido más conscientes y sensibles al problema. A pesar de la polémica, o gracias a ella, Peter Rabbit recaudó en taquilla su primer fin de semana en EE UU 25 millones de dólares (más de 20.375.000 euros), la segunda más taquillera tras Cincuenta sombras liberadas. A España, donde la Sociedad Española de Inmunología Clínica, Alergología y Asma Pediátrica calcula que uno de cada cinco niños sufre algún tipo de alergia, entre el 4% y el 8% alimentarias, la película llegará el próximo 23 de marzo.

Archivado en:

Y además:

Outbrain