Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

"El reggaetón es el nuevo pasodoble"

El periodista musical Luis Troquel ha escrito canciones para artistas como Los Fresones Rebeldes, Migala o Nacho Vegas. Ahora presenta el single 'Breve Historia de España. En lo que llevamos de Siglo XXI'

Portada de 'Breve Historia de España. En lo que llevamos de Siglo XXI'.

“Siempre he vivido como si el tiempo no existiera”, me dice Luis. “Y eso es horroroso, porque para mí todo puede esperar”. Nunca una espera, sin embargo, había sido tan fructífera: nuestro entrevistado lleva más de dos décadas escribiendo sobre música en múltiples medios, numerosos libros, e incluso como guionista del insuperable programa Cachitos de Hierro y Cromo. “Escribir Cachitos es lo que más tiempo me lleva últimamente. He escrito los capítulos Música de gasolinera, Sagas cantoras, Videoclip antes del videoclip o El camino que va a Eurovisión”, destaca, mencionando un episodio cuya tramoya conoce de primera mano. “Estuvimos preseleccionados a Eurovisión el año que ganó el Chikilicuatre; el año que debería haber ganado La revolución sexual de La Casa Azul”, recuerda.

“Nuestra canción era Piensa Gay. La cantaba Lorena Castell y la música la hacía Carlos, el hermano del director Juan Antonio Bayona. Yo la escribí”. Como Caricias de sal de Las Migas. Como Vejaciones en la costa de La Estrella de David. Como Cuando quieras, donde quieras, como quieras de Antonio Cortés. Todas ellas las ha escrito, entre crónica y crónica de concierto, el periodista musical Luis Troquel.

“Al periodismo musical llegué por casualidad. Yo nunca estudié periodismo, por ejemplo”, nos confiesa. “Vocacionalmente, siempre he querido cantar. Sabe Dios, si existe, que si yo volviera a nacer sería cantante”. Como Dios, de existir, parecía no estar por la labor, tuvo que mediar Nacho Vegas para que Troquel pusiera voz a una de las canciones incluidas en De Benidorm a Benicàssim. “De Benidorm a Benicàssim era un álbum conceptual sobre el indie, con canciones mías cantadas por Miqui Puig, Fangoria o Rosa de Operación Triunfo”, recuerda, sobre su primer disco, referencia que apareció ahora hace diez años. “Yo realmente he hecho canciones toda la vida, lo que las grababa para mí, en cassettes”, revela, “y tengo un montón de melodías a medio hacer”. Ha tenido que pasar una década desde su debut en el mercado discográfico para que, por lo menos, dos de esas melodías hayan sido terminadas, interpretadas y prensadas en vinilo. ¿El resultado? Breve Historia de España. En lo que llevamos de Siglo XXI.

"Todavía existen muchos prejuicios contra el reggaetón, pero a mí es una música que me encanta desde que la descubriera gracias a Lorna"

“Yo soy muy coplero”, se significa Luis, cuando le preguntamos por Suelo Español, la cara A del single Breve Historia de España. “Es un género cuyas letras suelen dedicarse a la patria; a cantar maravillas de la propia tierra, es decir: a cantarle al suelo. Lo que ocurre es que ahora mismo el suelo español es más caro que el cielo”, señala. Producida por Refree e Interpretada por Soleá Morente, Suelo Español inicia el género del pasodoble-protesta, subvirtiendo lo cañí al más puro estilo Julia de Castro. “Julia me gusta mucho, porque desafía los tópicos políticamente correctos que se le atribuyen al cuplé”. Con una cadencia que recuerda a las letras de Rafael de León (influencia confesa de Troquel), las estrofas de Suelo Español inciden abiertamente en la problemática de la especulación inmobiliaria. “Hay cosas con las que no se debería poder especular, y una de ellas es el suelo”, opina. “Vivimos para el suelo que pisamos, y eso es una locura. Una vez salió el disco, leí que las fluctuaciones del mercado hacen que, cuando el suelo sube, el oro baje, y viceversa”. Ironías (dramáticas) de la vida, la canción que ocupa la cara B de Breve Historia de España se titula Compro Oro.

Luis Troquel.

“Lo que más me alegra de Compro Oro es que, después del primer ensayo entre Joe Crepúsculo, Tomasito y Las Negris, Joel me llamó para decirme que había sido un día importantísimo para él”, relata Luís, demiurgo responsable de la etapa flamenco friendly que acaba de iniciar el autor de Mi fábrica de baile. “No se conocían y hubo una química brutal entre ellos. Haber contribuido ni que sea de forma testimonial al camino iniciado por Crepus me enorgullece”. Orgullo, oro y diamantes: Compro Oro es flamenco de ése que se escucha a todo trapo y con las ventanillas bajadas, sí, pero con una buena dosis de reggaetón. “Podría ser una canción de La Húngara perfectamente”, corrobora su creador. “Todavía existen muchos prejuicios contra el reggaetón, pero a mí es una música que me encanta desde que la descubriera gracias a Lorna”, dice, mencionando a la cantante que popularizó el género con Papi Chulo. “Creo que tiene mucho sentido que Suelo Español y Compro Oro se hayan publicado en el mismo disco, porque ahora mismo el reggaetón, en las fiestas patronales, se ha convertido en lo que antes era el pasodoble”.

Que Breve Historia de España haya sido publicado por El Volcán, sello discográfico comandado por Javier Liñán, dice mucho de la apertura de miras que el mundo del indie está teniendo para con los géneros populares. Luis Troquel, que a lo largo de su carrera a publicado monografías tanto de los Smiths como de Alejandro Sanz, celebra este nuevo escenario. “Hoy en día tengo muy pocos, pero yo he tenido muchos prejuicios a lo largo de mi vida, incluso hacia cosas que luego he apreciado”, se sincera, no sin antes deshacerse en elogios hacia Malú, Marc Anthony o el disco de Pxxr Gvng. “Lo único que echo en falta son cosas que antes fuesen impensables”, termina, “cosas que sean pura y genuinamente del siglo XXI”.

Puedes seguir Tentaciones en Facebook, Twitter, Instagram,o suscribirte aquí a la Newsletter.