Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La belleza de las víctimas de ataques con ácido

La belleza de las víctimas de ataques con ácido

Pincha aquí para ver la fotogalería de Raul Saharan con las víctimas de ataques con ácido.

Una sesión de fotos con víctimas de ataques de ácido posando ropa diseñada por una de ellas se ha convertido en un fénomeno viral en India y ha trascendido sus fronteras. “La intención de estas fotografías era enseñar la valentía de estas mujeres y a la vez cambiar la estrecha percepción de belleza de la sociedad”, explica el fotógrafo Rahul Saharan. Dice que todas las personas son bellas y que nadie debe dejar que otros decidan si lo son. Y se muestra muy sorprendido por la gran respuesta que recibieron sus imágenes. Ahora está preparando un documental que estará listo a finales de este año, pues quiere seguir dándole voz a las víctimas de ataques de ácido, los que considera “no son actos hechos por amor, son crímenes”.

La ropa con la que las víctimas posaron para estas fotos, una colorida mezcla de diseños indios y occidentales, fue diseñada por una de ellas,Rupa. “Tengo la cara desfigurada, pero no la voy a esconder. Puedo mirar con dignidad y todavía puedo lograr mi sueño, que es hacer ropa y lograr mi independencia”, explica la diseñadora, ahora de 22 años. Hace seis años, cuando tenía apenas 16, su madrastra le tiró ácido mientras dormía y le causó graves daños que permanecen aún después de once operaciones. Rupa dice que después del ataque perdió todas las esperanzas y que se sintió sola y abandonada. Dejó de usar su apellido como protesta contra su padre, que, tras el ataque, apoyó a su madrastra. Por mucho tiempo se cubría la cara para que nadie viera sus cicatrices.

El cambio vino cuando se reunió con otras chicas afectadas y crearon una organización de apoyo a lasvíctimas: Stop Acid Attacks, que es una de las más activas en los movimientos sociales contra la violencia de género en India. La percepción debe ir cambiando poco a poco en el país asiático. Debe de pasar de culpar a las víctimas a responsabilizar a los atacantes, aseguran las activistas. Así, estas fotografías llevan implícita la idea de que son los agresores quienes deben esconder la cara.

Rupa explica que poco a poco ha ido recuperando fuerzas y ahora el sueño de su vida va tomando forma: con la ayuda de la organización espera pronto abrir una tienda en Nueva Delhi con sus diseños en la que también trabajarán otras víctimas. Por ahora ha recibido ya los primeros tres pedidos.

Además de Rupa, otras chicas atacadas por ácido posan en las fotos. Entre ellas están Rita, Sonam, Chancha y Laxmi. Laxmi es una de las caras más visibles de las víctimas de ataque de ácido en India. En 2005, cuando tenía 14 años, fue atacada por un pretendiente iracundo. Fue ella quien interpuso la demanda ante el Tribunal Supremo, que en 2013 logró restringir la venta de ácido y exigir una compensación por lo equivalente a unos 3.800 euros. Las víctimas lo consideraron un buen paso, pero dicen que no es suficiente, hasta que no se detengan los ataques y que las víctimas sean castigadas en todos los casos.

Mientras tanto ellas, muestran sus caras sin vergüenza. Rupa cuenta la idea al principio era que modelos profesionales posaran sus diseños en las fotos. Pero que luego decidieron mostrar sus caras para que la gente sepa que existen y que quieren continuar con su vida. "Y esperamos que estas fotos ayuden a que más víctimas lo hagan", dice .

Comentarios

Mi admiración hacia esas mujeres por su valentía, y mi contundente desprecio, hacia las personas que cometen esas atrocidades y a los que lo consienten.
La atrocidad escondida detrás de años de impunidad, que ofrece la ignorancia analfabeta de moral como salida de honor a quienes tratan a las mujeres, sus iguales, como seres inferiores.Desde el desprecio de una supuesta superioridad por razón de ser hombres o mujeres.Hasta el punto de tirarles en la cara ácido para que nadie más pueda admirarlas, antes que reconocerse impotentes para ejercer con respeto.En un intento baldío de acabar con la esperanza de las personas que siguen siendo seres humanos.Condenando impunemente como una costumbre ante la indefensión de las personas débiles.Aunque su cara o su cuerpo estén rotos por acción de la ignominia y la cobardía.La fortaleza que ejercen y demuestran deja bien claro ante quienes las admiramos que su acto valiente tiene el efecto contrario al que pretendían sus agresores.Elevando a las personas y sus valores humanos por encima del vandalismo.
Un reality le mostró a tres blogueras de moda. Una de ellas denunció a H&M por explotación. http://neayaqui.blogspot.com.ar/2014/09/la-realidad-de-la-industria-textil.html
Desprecio a los bestias que les han esa salvajada y mi respecto a estas mujeres.
Es increible que en pleno siglo XXI todavía veamos estas cosas de MACHISMO ABSOLUTO lógicamente que los HOMBRES MACHISTAS tienen que recurrir a estas cosas porque no tienen cerebro, viles cobardes; pero la fortaleza que Dios a dado a las mujeres es grande, y un corazón que muchas veces perdonamos todo, simplemente porque no caminamos solas vamos de la mano de Dios y de la Virgen María , que Dios las bendiga siempre y ADELANTE¡¡¡¡¡¡
No solo mujeres son víctimas de ataques de ácido, los hombres son entre el 40 y 50 % en la mayoría de los países incluso en Pakistan que es un país con una cultura muy semejante a la India. Solo en India, donde las estadísticas son confusas se estima que las mujeres son un 72% de las víctimas. Parece que cuando de sufrimiento se trata existen ciudadanos de primera y segunda categoría, ya que nunca hablan de los ataques de ácido a hombres.
O sea, que el heteropatriarcado instrumentaliza a las mujeres reduciendoles unicamente objetos y a la belleza fisica, y sin embargo, progresistisimo blog "Mujeres" escribe una entrada sobre mujeres mutiladas basandose en la mas que discutible belleza de esas mujeres desfiguradas. Y es que machismo es una cosa, y su contraria. Al final, se incide en su aspecto y no en sus valores o capacidad, y es que el feminismo el el primero en saber que la imagen es la imagen.
Todo el apoyo a estas víctimas del machismo es poco, eso seguro. Y también el reconocimiento a su valor en el modo en que enfrentan esas agresiones.