Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Barómetro especial autonómico y municipal del CIS

El CIS otorga al PP Castilla- La Mancha y el PSOE gobernará en minoría Extremadura

Camps arrasa en la Comunidad Valenciana pese a Gürtel.- CiU ganaría en Barcelona.- Cascos podría llevar al PP al Gobierno de Asturias.- Los socialistas pierden Islas Baleares.- Bildu obtendría dos hipotéticos escaños en Navarra y tres en Vitoria

El Gobierno de Castilla-La Mancha podría cambiar de manos el próximo 22 de mayo, según el barómetro especial para las elecciones municipales y autonómicas hecho público hoy por el Centro de Investigaciones Sociológicas. La encuesta, hecha entre el 17 de marzo y el 17 de abril de este año, concede al PP 25 escaños sobre un 46,3% de votos, mientras el PSOE se quedaría con 24 diputados (45%). El presidente del Gobierno, José Luis Rodriguez Zapatero, anunció el 3 de abril que no se presentaría a la reelección, por lo que parte del trabajo de campo se hizo con anterioridad a este anuncio.

En Extremadura, el barómetro prevé que el PP logre 32 escaños, el PSOE 31 e IU 2, lo que permitiría a la coalición no solo volver al Parlamento regional, sino determinar quién gobernará.

El PSOE no retendría el Gobierno de Islas Baleares. El PP de Ramón Bauzá obtendría según el CIS 32 o 33 escaños, diez más que el actual presidente, Francesc Antich. IU sacaría uno y PSM-Iniciativa sacaría tres.

El caso Gürtel no hace mella en las expectativas electorales del PP en la Comunidad Valencia, territorio en el que sigue siendo la fuerza más votada, haciendo aún más grande la brecha que le separa de los socialistas. El partido de Francisco Camps sube de manera espectacular de 54 a 60 escaños. El derrumbe del PSOE se traduce en la pérdida de cinco asientos -de 38 a 33. De la sangría socialista se aprovecha solo en parte IU, que sube discretamente de 6 a 7 escaños.

El PSOE volverá a ganar las elecciones en Aragón, aunque reduce a un escaño su distancia con el PP, según el CIS. Los socialistas obtendrían un 35,7% de los votos, que se traducirían en 27 escaños, tres menos que en 2007 y a 7 de la mayoría absoluta. El PP, con un 33,9%, se quedaría con 26, frente a los 23 de las anteriores autonómicas. Izquierda Unida obtendría tres escaños (1 en 2007). La Chunta Aragonesista mantiene sus cuatro diputados, mientras que el Partido Aragonesista pierde dos y se queda con 7. El PSOE podría mantener el Gobierno pactando con IU y Chunta, que le darían los siete escaños que necesita para la mayoría absoluta. En la capital, Zaragoza, el PP gana con 12 concejales, los mismos que en 2007, mientras que el PSOE se queda en 11, dos menos. Chunta obtendría cuatro concejales (3 en 2007) y PAR tres (2).

En Asturias un nuevo actor puede cambiar el panorama. El partido de Francisco Álvarez Cascos obtendría siete diputados y podría dar el Gobierno regional al PP de Isabel Pérez Espinosa (16). El PSOE, que ganaría las elecciones con 19 diputados, no lograría la mayoría ni sumando los tres de IU.

El PP mantendrá sin problemas su hegemonía en La Rioja, donde incluso aumenta en dos escaños su representación, pasando de 17 a 19. Los socialistas caen de 14 a 12 diputados y el Partido Riojano (PRC) iguala los dos asientos obtenidos en los pasados comicios autonómicos de 2009.

En Navarra, una hipotética lista de Bildu obtendría dos diputados forales. En este escenario, UPN ganaría con 16 escaños, PSOE y Na-Bai obtendrían 11, el PP seis e IU cuatro. En caso de que Bildu no se presente, sus dos escaños irían para UPN y Na-Bai, respectivamente.

En Canarias el PSOE volvería a ganar aunque de nuevo se quedaría sin posibilidad de gobernar, ante una posible coalición de PP y Coalición Canaria (CC). Según el CIS, el PSOE obtendría el 30,2% de los votos, 23 escaños, frente a los 26 que obtuvo en las autonómicas de 2007. Enfrente, el PP, con un 27,3% del voto, subiría uno o dos escaños desde los 15 que obtuvo en 2007. CC podría añadir un escaño a los 19 que posee desde las últimas autonómicas, con el 23,9% de los votos. Finalmente, Nueva canarias podría entrar en la Cámara canaria con hasta dos escaños, ya que el CIS le otorga el 5,1% del voto. Pese a subir su porcentaje de voto, Unión, Progreso y Democracia (UPyD), queda lejos de obtener representación.

De confirmarse lo pronosticado por el CIS, Miguel Ángel Revilla, del Partido Regionalista de Cantabria (PRC), podrá seguir siendo el presidente de la comunidad con el apoyo del PSOE, aunque el PP ganaría las elecciones con más de 10 puntos de diferencia sobre el segundo. Los 18 escaños que obtendría el PP con el 40,9% de los votos, no bastarían para contrarrestar los 21 que sumarían los 13 del PRC (29,6%) y los 8 del PSOE (19,7%). El PP y el PRC ganarían un escaño cada uno a costa de los dos que perderían los socialistas.

El PP mantendrá cómodamente la mayoría absoluta en Castilla y León en las próximas elecciones autonómicas, según el CIS. Pasa de 48 a 50 escaños de un total de 84 en la Cámara castellana, con un 51,5% de los votos. El PSOE cede un escaño y queda con 32. Izquierda Unida y Unión del Pueblo Leonés se hacen con un escaño cada uno.

El PP arrasaría en las autonómicas en la Región de Murcia, donde se haría, según el CIS, con el 61,8% de los votos, que se convertirían en 31 escaños. El PSOE queda lejos, con 13 asientos, dos menos que en 2007, los dos que gana el PP. Izquierda Unida mantendría su diputado.

Elecciones municipales

El PP revalidaría la mayoría absoluta en la Comunidad de Madrid y al Ayuntamiento de la capital. De los 129 escaños en juego en la Asamblea de Madrid -nueve más que en 2007 por aumento de la población-, los populares lograrían 75 frente a los 67 que obtuvieron en 2007. Esperanza Aguirre conseguiría el respaldo del 52,1% de los votantes según la estimación de voto del CIS. Por su parte, los socialistas tendrían 41 diputados, uno menos que en 2007, y un 28,4% votaría a Tomás Gómez (41 diputados) -Rafael Simancas logró en 2007 un 33,8%. Gregorio Gordo convencería al 9,1% de los electores y subiría dos escaños, de 11 a 13.

En el Ayuntamiento de Madrid, el PP lograría entre 32 y 34 concejales de los 57 de la corporación, por 17-18 de los socialistas, cinco de IU. Cabe la posibilidad de que UPyD, que se presenta por primera vez en la capital, consiga el 5% de los votos -dentro del margen de error de la encuesta-, lo que le daría hasta tres ediles, aunque puede quedarse con ninguno.

El PSOE podría perder uno de los baluartes de su poder en Andalucía. Sevilla, ciudad en la que actualmente gobierna una coalición PSOE-IU y cuyo alcalde es el socialista Alfredo Sánchez Monteseirín, está a un paso de ser gobernada por el PP. Según el CIS, el partido de Rajoy incrementaría en uno o dos concejales su representación, pasando de 15 a 16 ó 17. El mismo número de concejales que cede el PSOE, que bajaría de 15 a 13-14. IU, la llave del gobierno en 2009, mantiene sus tres concejales.

En el plano municipal, CiU arrebataría la Alcaldía de Barcelona al PSOE al lograr 16 representantes por 12 del actual regidor. El PP sería la tercera fuerza más votada (cinco concejales) y junto a CiU podrían gobernar la ciudad. ERC e ICV empatarían con cuatro ediles.

En Vitoria, gobernada hasta ahora por Patxi Lazcoz, del PSE, socialistas y populares vuelven a empatar a concejales -8, frente a los 9 que obtuvieron ambos en 2007. El PP, con un porcentaje de voto superior (27,8% por 25,9% de los socialistas), tendría en principio el derecho a formar gobierno. Tendría que apoyarse en el PSOE para sumar mayoría absoluta. El PNV, con un 20,3% del voto, se queda con los 6 concejales que obtuvo en 2007. Si la coalición Bildu puede finalmente concurrir a las urnas, se haría con 3 concejales. En la anterior legislatura, Eusko Alkartasuna, parte de Bildu, obtuvo un concejal.

Rita Barberá, alcaldesa de Valencia, revalidará el cargo el 22 de mayo. Su partido, el PP, mantiene el poder con 22 escaños, los mismos que obtuvo hace cuatro años. El candidato del PSOE, Joan Calabuig, no logra rentabilizar los casos de corrupción que han afectado a su rival en la comunidad y su partido pierde apoyo popular, pasando de 12 a 10 concejales. Los votos que pierden los socialistas van directos a IU, que debuta con dos concejales en el Ayuntamiento.

PSOE y BNG podrán reeditar el pacto que mantiene a Xosé A. Sánchez Bugallo (PSde G) como alcalde de Santiago de Compostela. Los socialistas pierden un concejal con respecto a 2007 y se quedan con 10 que, unidos a los 4 de BNG, les dan la mayoría absoluta. El PP gana un concejal, hasta 11, con el 37,4% de los votos. EU-IU podría conseguir un concejal si supera el 5% de los votos.

Ceuta y Melilla

Sin novedad. La Ciudad Autónoma de Ceuta seguirá, indiscutiblemente, en manos del PP, que se hace con 21 de los 25 escaños (19 en 2007) con un 68,9% del voto. El PSOE mantendría sus dos escaños con el 9,4% del voto. La coalición entre el Partido Socialista del Pueblo de Ceuta y Unión Democrática Ceutí (UDCE), conseguirían dos escaños, dos menos que en 2007.

Tampoco en Melilla habrá vuelco electoral. El PP sube un escaño hasta los 16, con el 56,8% de los votos. El PSOE mantiene sus cinco diputados con el 18% del voto. Coalición por Melilla pierde dos diputados y se queda en tres y UPyD entra en la Cámara con un diputado.