ELECCIONES CATALANAS

ERC apoyará a Artur Mas sin exigirle un referendo de independencia

Joan Puigcercós solo pedirá a CiU proteger el catalán y las políticas sociales

Esquerra Republicana ya ha decidido las condiciones que pedirá a Convergència i Unió para apoyar la investidura de Artur Mas si los nacionalistas no logran mayoría absoluta. Y todo apunta a que estas serán plenamente asumibles para el líder de CiU. El presidente de ERC, Joan Puigcercós, ha colocado su ansiado referendo de independencia en un segundo nivel, y ayer anunció que apoyará la investidura de Mas si este se compromete a no retroceder en la aplicación de políticas sociales y de "normalización" de la lengua catalana.

En declaraciones a Catalunya Informació, Puigcercós aseguró que su partido mantendrá la próxima legislatura "una actitud constructiva" y abierta a la posibilidad de negociar "acuerdos" con otras fuerzas políticas "porque, según dijo, es un momento complicado" para Cataluña.

Más información

Hasta ahora había condicionado cualquier pacto a que la contraparte aceptara la celebración de un referendo de independencia. CiU ya ha dicho que no piensa hacerlo la próxima legislatura, añadiendo que se conformaría con la obtención del concierto económico. Para Puigcercós, el referendo es ahora condición indispensable para entrar a formar parte de un eventual Gobierno de CiU, pero no para apoyar la investidura de Mas.

Esto le viene como el anillo al dedo a los nacionalistas, que podrían alcanzar la Generalitat sin tener que renunciar a ningún pilar básico de su programa. En materia lingüística apenas se distinguen de ERC, y en lo social los recortes que anuncian son tan poco concretos como fácilmente difuminables. Con el compromiso de Puigcercós, Mas también podrá exhibir ante su electorado que no necesita para nada un pacto con el PP.

Según el líder independentista, repetir la fórmula de un Gobierno tripartito como el actual entre PSC, ERC e ICV-EUiA "es inviable", no por el "desgaste" que haya podido sufrir como consecuencia de la crisis económica, sino porque la sentencia del Tribunal Constitucional sobre el Estatuto catalán ha precipitado un "final abrupto".

Sobre la disminución del número de diputados que le auguran las encuestas, Puigcercós apuntó que, "más allá de los escaños" que pueda obtener, "se impone una reflexión como país: puede gustar más o menos lo que ha hecho Esquerra al apostar por el segundo tripartito, o por que [el socialista José] Montilla fuese presidente", pero lo que no se debiera permitir en su opinión es que "el PP sea árbitro de la situación" tras el 28 de noviembre.

Antes de hacer estas declaraciones conciliadoras con CiU, Puigcercós sí quiso exhibir músculo independentista en una visita a Bruselas. El líder de ERC aseguró desde la capital comunitaria que "la Unión Europea aceptará la ampliación interna, la creación de nuevos Estados a través de un referéndum de independencia convocado democráticamente".

Lo más visto en...

Top 50