Aguirre exige un trato "igualitario" porque el dinero "no sale del bolsillo de Zapatero"

El Gobierno de Madrid rechaza la nueva financiación porque el cálculo de población es erróneo.- El PSM asegura que el modelo supondrá 1.700 millones más

El Gobierno de la Comunidad de Madrid rechaza frontalmente el nuevo modelo de financiación autonómica. "No se puede tratar a unos mejor que a otros porque el dinero que se reparte lo pone el contribuyente y no el bolsillo generoso de Rodríguez Zapatero", ha afirmado hoy la presidenta regional, Esperanza Aguirre, para quien el pacto se basa en datos de población de 2007 y, por tanto, omite a 300.000 ciudadanos.

La visión del Ejecutivo choca con la de los socialistas madrileños. El secretario general del Partido Socialista de Madrid (PSM), Tomás Gómez, ha asegurado que el nuevo modelo puede suponer un incremento para la Comunidad de Madrid de unos 1.700 millones de euros, lo cual es, a su juicio, una cifra "muy importante y muy significativa". Gómez considera que el incremento, sea cual sea, va a representar "una dotación que tiene que asegurar a todos los madrileños una mejor prestación de los servicios".

Más información

Ataques al bilingüismo

Para la presidenta madrileña no hay tal mejora. "Lo único que no podemos aceptar es que se reconozca a la población pero la financiación per cápita disminuya porque habríamos hecho un mal negocio si la financiación per cápita con 5,2 millones estuviera en 2.300 euros por madrileño y ahora, con 6,4 millones de habitantes, nos dieran 1.800 euros. Esto es solo un ejemplo", ha subrayado Aguirre.

La presidenta madrileña ha añadido que tampoco admitirá que se utilicen otros parámetros como el bilingüismo que beneficiará a aquellas comunidades con lengua propia. "La Comunidad de Madrid es bilingüe: Español-Inglés. Nos cuesta mucho dinero enviar a los profesores de los 246 colegios bilingües a Irlanda, Canadá, Estados Unidos y Reino Unido. Si eso se tiene en cuenta que nos financien también esa parte a nosotros".

Aguirre ha precisado que a la Comunidad de Madrid "le parece bien" que el Gobierno tenga en cuenta parámetros de insularidad o dispersión geográfica para favorecer más a ciertas autonomías, pero ha añadido que lo que no le parece bien es que el presidente le garantizara en enero que contabilizaría a 6,4 millones de madrileños censados por el INE, y ahora, en el nuevo modelo de financiación, les "quite" 300.000.

Lo más visto en...

Top 50