Las rebajas se adelantan al 1 de enero

Los madrileños gastarán una media de 141 euros, dos más que el año pasado

Las rebajas de invierno se adelantarán este año en la Comunidad de Madrid, donde comenzarán oficialmente el próximo 1 de enero, al igual que en Castilla-La Mancha. Según los cálculos de la Confederación de Consumidores y Usuarios de Madrid (CECU Madrid), los madrileños gastarán una media de 141 euros por persona, frente a los 139 euros que invirtieron el año pasado.

Más información

Según la Confederación, es previsible que las grandes superficies comiencen la temporada de rebajas una semana más tarde -pasada la festividad de los reyes magos-, ya que la Ley que regula las rebajas dice que los comercios podrán formar parte de esta campaña siempre y cuando mantengan los productos rebajados durante un mínimo de una semana y un máximo de dos meses. Además, estos locales tendrán que rebajar al menos la mitad de sus productos.

La CECU recuerda a los madrileños que han de exigir la misma calidad que si el producto no estuviera rebajado. Además, alerta del riesgo de adquirir mercancías sólo porque éstas estén rebajadas, con el riesgo de que no satisfagan necesidades concretas, lo que puede resultar a la larga más caro. Además, aconseja revisar el etiquetado. Así, entre sus consejos a los consumidores especifica que en los artículos textiles debe figurar la talla, la composición y el tratamiento aconsejable a efectos de lavado y planchado. También es necesario comprobar que junto al precio rebajado figura el precio antiguo o bien el porcentaje de rebaja del artículo, así como asegurarse de que el producto es actual.

La importancia de guardarse el ticket

La Confederación recomienda a los consumidores exigir la garantía al comprar bienes de naturaleza duradera, ya que el vendedor está obligado por ley a facilitarla, y las rebajas no son una excepción. Esto es especialmente importante en la compra de electrodomésticos. Además avisa sobre las posibilidades de guardarse el ticket de compra con sus correspondientes impuestos durante al menos treinta días porque serán muy útiles a la hora de hacer una reclamación.

La CECU recuerda en un comunicado que los comercios están obligados a cambiar los artículos cuando sean defectuosos, siempre y cuando no se hayan usado. Además, indica que los consumidores deben saber que la ley prevé sanciones para aquellos establecimientos que cometan infracciones o que violen la legislación en materia de rebajas dictadas en la Ley de Ordenación del Comercio Minorista.

Se contemplan como faltas leves el realizar ventas en rebajas fuera de los casos autorizados en la ley, no hacer figurar en los artículos rebajados los precios habituales de los mismo y faltar a las obligaciones establecidas en la ley o en las normas dictadas para su desarrollo que no sean objeto de sanción específica. Este tipo de infracciones tienen una multa que puede llegar a los 3.000 euros. Se consideran faltas graves ofrecer como rebajados artículos defectuosos, o que el comercio haya comprado expresamente para ofrecerlos en rebajas. Este tipo de infracciones tienen una multa que oscila entre los 3.000 y los 15.000 euros.

Lo más visto en...

Top 50