El Sabadell iguala el resultado de 2015 tras provisionar las cláusulas suelo

La entidad gana 710,4 millones de euros, el 0,3% más que en el ejercicio anterior

El presidente de Banco Sabadell, Josep Oliu.
El presidente de Banco Sabadell, Josep Oliu.Efe

Las provisiones por la sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea que considera que las cantidades satisfechas por clientes con contratos con cláusulas suelo deben ser devueltas con carácter retroactivo y la salida de la entidad portuguesa BCP han frenado el incremento del beneficio que llevaba experimentando Banco Sabadell. La entidad catalana ganó el año pasado 710,4 millones de euros, el 0,3% más que en 2015, tras realizar unas provisiones de 1.427,1 millones de euros, según ha informado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). Esta cantidad, según el banco que preside Josep Oliu, incluye la provisión por las pérdidas derivadas de la participación en el banco portugués BCP (100 millones), la aplicación del anejo IX de la circular del Banco de España (350 millones) y la cobertura por los contratos de los clientes con cláusulas suelo (410 millones).

El consejero delegado del banco, Jaume Guardiola, ha recordado esta mañana durante la presentación de los resultados que las cláusulas suelo "no han sido definitivamente anuladas con carácter general por sentencia firme" puesto que considera que "la entidad tiene argumentos jurídicos y procesales que deberían ser valorados en el recurso que se sigue tramitando". Aun así, el banco ha estimado que el "impacto máximo" que tendría la decisión judicial sería de 490 millones de euros, que han sido incorporados en las provisiones. Estas ascienden a 1.427,1 millones de euros, que aun así son un 38,8% inferiores a las registradas en 2015.

Guardiola ha asegurado que en el último trimestre se provisionaron por las cláusulas suelo 130 millones, por lo que las dotaciones en ese concepto ascienden a 410 millones. Oliu ha añadido que el resto, hasta los 490 millones, corresponden a contratos con "una probabilidad prácticamente nula" de que reclamen. "Los 410 millones cubren la totalidad de máximos riesgos de las hipotecas que tienen una cláusula suelo viva", ha asegurado.

Tanto Oliu como Guardiola han insistido en defender la validez de sus cláusulas suelo. "Defendemos la transparencia de nuestras cláusulas", ha afirmado Oliu. "De acuerdo con lo que dicta la jurisprudencia del Sabadell, fueron transparentes", ha afirmado el presidente de la entidad, quien ha señalado que las provisiones por las cláusulas suelo está dentro de las provisiones genéricas para defender su posición ante los tribunales.

"No hace falta un cambio en la ley hipotecaria", ha defendido Oliu a preguntas de los periodistas sobre los trabajos del Ejecutivo estatal para redactar una nueva normativa. El presidente del banco considera que el texto actual ofrece una gran seguridad jurídica y ha defendido "cambiar los problemas sociales que han llevado a que muchas personas hayan tenido problemas con sus hipotecas, no cambiar la ley hipotecaria".

Reino Unido y México

Conoce en profundidad todas las caras de la moneda.
Suscríbete

El margen de intereses, que mide el negocio puramente financiero, sigue subiendo gracias sobre todo a la aportación de la filial británica del TSB. Este fue de 3.837 millones de euros, lo cual supone un incremento del 19,8%. Sin esta entidad, estos ascenderían un 4,6%, hasta los 2.786 millones. De hecho, el beneficio de TSB antes de impuestos y extraordinarios, según el banco, ascendió a 177,7 millones de libras, lo cual implica mejorar el resultado de 2015 en un 68,1%.

"No vemos las perspectivas de recesión que se anunciaron para el Reino Unido", ha asegurado Oliu, que ha defendido la inversión del banco en la compra de TBS. Los directivos de la entidad catalana aseguraron que una de las tareas de este año será la de contención de costes tanto en España como en el Reino Unido, si bien adelantaron un sobrecoste de 57 millones de euros en la integración tecnológica.

Guardiola también ha asegurado que continuará el plan de expansión en México con la apertura de seis nuevas oficinas dirigidas a pymes, si bien se demorará un año más la apertura de servicios para particulares que estaba planeada para este año. Oliu ha declinado a valorar las políticas proteccionistas anunciadas por el presidente de Estados Unidos Donald Trump pero el banco prevé un escenario a la baja en el crecimiento de México. "Se trata de un mercado muy interesante, con un gran margen de bancarización a pesar de la coyuntura", ha dicho Guardiola.  

Baja la morosidad

La tasa de morosidad sigue también reduciéndose, y en el último trimestre del año se situó en el 6,14%, frente al 7,79% que se dio en el cierre de 2015 y el 13,6% de hace tres años. La entidad ha informado de que también está evacuando de forma "por ecima de los objetivos del plan estratégico" los activos problemáticos, en concreto, en 7.411 millones de euros en los últimos tres años. Solo en 2016, estos se redujeron en 2.961 millones de euros, lo cual deja el total de estos activos en 18.617,1 millones de euros.

El banco catalán también ha destacado la buena marcha de su actividad comercial "en un entorno de elevada competencia" y unas cuotas de mercado que "siguen aumentando". Los recursos de clientes en balance han aumentado en el último año un 1,5 %, hasta los 133.456 millones, en tanto que los de fuera de balance lo han hecho un 8,6 %, hasta los 40.606 millones. El crédito vivo crece un 3,9 % a tipo de cambio constante, cerrando el año con un saldo de 140.557,3 millones de euros.

Renuncia de António Vitor Martins

El directivo y diplomático portugués António Vítor Martins, por su parte, ha presentado su renuncia como miembro del Consejo de Administración del banco después de que la entidad catalana vendiera a finales del pasado año la práctica totalidad de su participación en el Banco Comercial Portugués (Millenium BCP). El Sabadell ha informado hoy de que Martins (Angola, 1944) presentó ayer su renuncia mediante una carta dirigida a todos los miembros del consejo, del que formaba parte desde septiembre de 2012 como representante del banco luso.

En ella explica que su decisión se basa en la modificación en la relación accionarial entre Banco Sabadell y Millenium BCP, ya que el pasado mes de diciembre el grupo catalán cerró la operación de venta del 4,08 % de su capital social en la entidad portuguesa, prácticamente la totalidad de sus acciones, con la que ingresó un total de 44,36 millones de euros. En su carta, Martins agradece la colaboración que ha tenido a lo largo del período en el que ha ejercido sus funciones y ha deseado "los mejores éxitos" a los consejeros del Sabadell.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS