Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Orange estudia segregar su negocio mayorista fijo y su red de fibra

La sociedad será propiedad 100% de la operadora y tendrá en torno a 200 empleados

Logo de Orange.
Logo de Orange. REUTERS

Orange España estudia segregar en una filial, 100% de su propiedad, su negocio mayorista de telefonía fija y su red de fibra óptica que en la actualidad llega a unos 9,6 millones de hogares en toda España.

La nueva filial, a la que se traspasarán alrededor de 200 empleados, gestionará toda la oferta mayorista con otros operadores y, en particular, el acuerdo con MásMóvil, que puede usar toda la red de fibra óptica del grupo en España. La nueva filial venderá también la red a Orange Espagne, la matriz del grupo en España, que será la que seguirá teniendo la relación con los clientes residenciales.

Mediante esta operación, la red de fibra y el negocio mayorista de fijo serán propiedad de la nueva sociedad, que contará con los recursos personales para prestar servicio mayorista a operadores nacionales e internacionales.

El resto de ramas de actividad seguirán perteneciendo a Orange España, como el negocio minorista de servicio al cliente final residencial o de empresas, tanto convergentes como solo fijo o solo móvil.

De acuerdo con Orange, esta nueva estructura garantiza la flexibilidad operativa necesaria para llevar a cabo el despliegue de fibra de la compañía, con 5 millones de unidades inmobiliarias más en tres años, hasta alcanzar los 14 millones, y la inversión asociada "de la forma más eficiente posible".

Se trata de un movimiento similar al que han hecho otras operadoras como Telefónica segregando su filial de infraestructuras en Telxius, aunque en este caso los activos integrados son más amplios