El plan para reflotar Pescanova deberá ser apoyado por el 51% de los acreedores

La empresa de alimentación presenta ante el juez la propuesta de la banca y Damm

Sede principal en Chapela (Redondela), en la ría de Vigo, de la empresa Pescanova.
Sede principal en Chapela (Redondela), en la ría de Vigo, de la empresa Pescanova.EFE

Pescanova ha presentado este lunes, ante el Juzgado de lo Mercantil número 1 de Pontevedra, la oferta de convenio planteada por la cervecera Damm y Luxempart, con el apoyo de la banca acreedora, una vez recibido el respaldo unánime del consejo de administración. La empresa ha resaltado que la propuesta garantiza la continuidad de la firma gallega, al tiempo que ha agradecido el esfuerzo de las partes implicadas en el proceso y la contribución de la plantilla.

"Se confirma así la situación favorable para alcanzar un convenio de acreedores que obtenga el respaldo necesario para eliminar definitivamente el riesgo de liquidación que pesaba sobre la multinacional pesquera española desde hacía más de un año", ha señalado la firma. En concreto, la pesquera ha dado el visto bueno a la oferta híbrida de la banca acreedora y la cervecera catalana para reflotar la firma y evitar su liquidación, con una quita de entre el 60% y el 70% y una inversión de más de 200 millones de euros.

Del total de la inyección de capital prevista, que se destinará fundamentalmente a la matriz española, la mayor parte correrá a cargo de las las entidades financieras, que se convertirán en accionistas mayoritarios de la compañía gallega, con más del 60% del capital, y el resto de la inyección económica, unos 30 millones de euros, corresponderán a Damm y Luxempart, que ostentarán hasta un 30% del accionariado. Dicha oferta, que reservará además entre un 5% y un 7% del capital para los accionistas minoritarios, no prioriza las filiales de Portugal, Chile y Guatemala, que deberán acometer una reestructuración de deuda con los bancos afectados.

Además de la inyección de capital, las entidades acreedoras llevarán a cabo una emisión de deuda por 250 millones de euros avalada por la propia banca. En concreto, el máximo órgano de dirección de la firma, presidido por Juan Manuel Urgoiti, se reunió el pasado viernes para evaluar dicha oferta, con el fin de entregar este lunes la propuesta de convenio de acreedores al juez encargado del proceso concursal.

Respaldo de los acreedores

Dicho convenio deberá contar con el respaldo del 51% de los acreedores, tras el visto bueno de la administración concursal y del juez. De esta forma, si finalmente prospera esta propuesta, Damm se convertirá en el socio industrial que necesitaba la banca para sacar adelante su oferta, cuyo objetivo es recuperar el máximo de deuda posible, unos 1.000 millones de euros, tras perdonar a la gallega unos 2.000 millones de euros de pasivo.

Más información
Cuenta atrás para salvar Pescanova
Damm mejora su oferta a la banca para reestructurar la deuda de Pescanova
Pescanova apuesta por el plan de Damm y sus socios para tratar de evitar la quiebra
Pescanova necesita 185 millones para mantener su actividad

El consejero de Economía e Industria de la Xunta, Francisco Conde, ha manifestado este lunes su "optimismo" por la presentación de la oferta, y ha señalado su esperanza de que se pueda hablar "de una nueva etapa" de la pesquera. Sin embargo, Conde ha pedido ser "prudentes" con respecto al futuro de la compañía, y ha abogado por "esperar" a que la oferta sea avalada por el 51% de acreedores.

La propuesta de la banca y de Damm deja al margen a los fondos que se habían sumado inicialmente a la oferta en solitario de la cervecera, KKR y Ergon Capital, mientras que Luxempart seguirá formando parte de la misma. En el caso de que prosperara esta oferta, que cuenta en la actualidad con el respaldo del 45% de la banca acreedora española y el apoyo de la banca internacional, la nueva Pescanova nacerá en abril, una vez que el juez levante el concurso.

La firma gallega tiene liquidez garantizada hasta el próximo mes de junio, sin que tenga problemas de tesorería y con récord de capturas en la última parte de 2013. La venta de su filial australiana y la liquidez de la que dispone se ha traducido además en la amortización de unos 14 millones del crédito de 56 millones de euros otorgado por la banca para aliviar su situación.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS