General Motor reduce las pérdidas en Europa

El mayor fabricante de Detroit redujo el beneficio global a la mitad, a los 698 millones de dólares

Un coche de Ford en una feria de Ginebra
Un coche de Ford en una feria de Ginebra

Los nubarrones se disipan en el negocio de las grandes compañías automovilísticas de EE UU en Europa. O eso es lo que reflejan sus resultados. General Motors redujo durante el tercer trimestre considerablemente las pérdidas, desde los 487 millones de dólares (354 millones de euros) de hace un año a los 214 millones de dólares (155 millones de euros) que ha registrado entre julio y septiembre de 2013. Pese a esta mejora y a que eleva las ventas globales, el mayor fabricante de Detroit redujo el beneficio en el conjunto del grupo a la mitad, a los 698 millones de dólares (507 millones de euros).

Dan Akerson, su consejero delegado, califica el tercer trimestre de “sólido” al valorar el negocio de la compañía en su conjunto. Cita en concreto que el margen de beneficio de General Motors mejoró en sus operaciones en Norteamérica, al 9,3%, y a que la marca Chevrolet gana peso en el mercado global. Parte de la caída del beneficio se atribuye a cargas de 800 millones por la compra de acciones preferentes al sindicato del automóvil.

Ford Motor espera lograr la rentabilidad de sus operaciones en el Viejo Continente en 2015

La semana pasada, su rival Ford Motor repitió que espera que las pérdidas para este año en Europa sean inferiores a los cerca de 1.800 millones que tuvo en el ejercicio 2012. Su director financiero Bob Shanks, auguró incluso que su filial europea será rentable para 2015. Desde Detroit tratan de aplicar la misma estrategia que resucitó el negocio de la compañía en EE UU.

En su caso, redujo la pérdida trimestral en Europa de 468 millones hace un año a 228 millones. El negativo acumulado en Europa durante los nueve primeros meses de 2013 ronda así los 1.000 millones. Los resultados de Ford incluyen cargas de 250 millones por el plan de reestructuración. En su conjunto, ganó 1.270 millones, muy parecido al del tercer trimestre de 2012.

Avances en el mercado europeo

Ese objetivo de alcanzar la rentabilidad en Europa para mediados de la década también lo tiene marcado General Motors. La dirección asegura que se están realizando “progresos en muchos frentes para lograrlo” y en este sentido señala que las ventas mejoran en el mercado europeo. En lo que va de año, las pérdidas en Europa se acercan a los 500 millones, menos de la mitad que en 2012.

En el trimestre, el mayor fabricante de Detroit facturó un total de 38.980 millones. GM encadena 15 trimestre en positivo. En el mercado norteamericano, el beneficio creció un 28%, a 2.200 millones. En Sudamérica el beneficio rondó los 300 millones, frente a 200 millones en el tercer trimestre de 2012. Ford Motor ganó 159 millones en el subcontinente, frente a nueve millones hace un año.

También presentó resultados Chrysler. En su caso elevó un 22% el beneficio, a 464 millones. Eso tras registrar unos ingresos por valor de 17.600 millones, un 13,5% más que en el mismo periodo de 2012. En su caso, la compañía controlada por el grupo Fiat no tiene mucha presencia en Europa, por lo que evita el lastre que sufren General Motors y Ford Motor en ese mercado.

Es el noveno trimestre consecutivo que Chrysler presenta beneficios. En EE UU, su principal mercado, vendió un 8% más de vehículos. En este caso, sin embargo, está cuatro puntos porcentuales por debajo de la media del sector. Le afectó el retraso en la comercialización del nuevo Jeep Cherokee. Para el conjunto del año, espera vender un total de 2,6 millones de coches.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS