El plan de liquidez de Hacienda incluye los conciertos en Sanidad

Los proveedores de comunidades y Ayuntamientos no tendrán que hacer quitas

El ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristóbal Montoro, en la intervención de esta semana durante el Pleno del Congreso de los Diputados.
El ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristóbal Montoro, en la intervención de esta semana durante el Pleno del Congreso de los Diputados.ULY MARTÍN

Las concesionarias de Educación y Sanidad de las comunidades autónomas se podrán acoger al mecanismo que el Gobierno ha aprobado para facilitar la liquidez para las comunidades autónomas. Además, los proveedores con facturas pendientes de cobro con las comunidades y Ayuntamientos no tendrán que hacer quitas para acogerse al mecanismo de financiación que convalidó ayer el Congreso.

El instrumento de liquidez puesto en marcha por el Ministerio de Hacienda consiste en un crédito sindicado, en el que participan los bancos, de 35.000 millones de euros con un plazo de devolución de 10 años y dos de carencia, como habían reclamado los alcaldes al Gobierno. Además, el tipo de interés será cercano al 5%.

Montoro recordó durante su intervención que las facturas más antiguas tendrán preferencia y rechazó realizar descuentos para poder cobrar

Una de las novedades del instrumento de liquidez es que incluye "las obligaciones pendientes de pago de los conciertos en materia sanitaria, educativa y de servicios sociales".

Este crédito está ideado para facilitar la liquidez a Ayuntamientos y comunidades autónomas que en los últimos meses han alargado en exceso el periodo de pago a proveedores por sus problemas de tesorería. El real decreto ley aprobado este jueves en el Congreso recoge los requisitos de información y los procedimientos que deben seguir las Administraciones que se acojan a este mecanismo, que deben entregar a Hacienda un balance con sus facturas pendientes de pago antes de 2012 para determinar el volumen de la deuda comercial de las Administraciones. La norma se aprobó ayer con los votos a favor de PP, PSOE, UPyD y CIU; la oposición de Izquierda Plural, Geroa Bai y BNG; y las abstenciones de PNV y ERC.

El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, ha recordado, durante su intervención, que las facturas más antiguas tendrán preferencia de cobro y ha rechazado que sea obligatorio que los proveedores realicen descuentos en su deuda para poder cobrar. Montoro avanzó que el Consejo de Ministros aprobará hoy otra norma para aclarar el mecanismo de ejecución de las deudas y delimitar las competencias de cada Administración.

La norma ha sido avalada por comunidades y Ayuntamientos esta semana. Cuando entre en vigor este plan de liquidez se prevé que los proveedores puedan comenzar a cobrar a partir de mayo.

Sobre la firma

Jesús Sérvulo González

Redactor jefe de Economía y Negocios en EL PAÍS. Estudió Económicas y trabajó cinco años como auditor. Ha cubierto la crisis financiera, contado las consecuencias del pinchazo de la burbuja inmobiliaria, el rescate a España y las reformas de las políticas públicas de la última década. Ha cursado el programa de desarrollo directivo (PDD) del IESE.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS